Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

98551
Vince Staples – Prima Donna EP

9

Vince Staples – Prima Donna EP
Vince Staples – Prima Donna EP

ARTium/Def Jam / 2016

Artista(s)

Vince Staples

Después de su larga duración del año pasado, Vince Staples ahora le apuesta a un EP.

Ningún hombre debería tener tanto poder. ¿O sí? Las palabras del tío Kanye podrían parecer como una alegoría irónica/psicología invertida hacia toda persona deseosa de convertir sus confesiones en una especie de evangelio para dominar a las masas que compartan un punto de vista. Seguramente el joven Vincent Staples grabó esa frase en piedra en algún lugar de su mente (o de forma literal) para motivarse a alcanzar la gloria artística en la música contemporánea. Va por excelente camino.

Después de sacar sus memorias de la pubertad a manera de antología discográfica en Summertime ’06 (2015) con un lirismo y agilidad que muchos ilustres no logran alcanzar en la cúspide de su vida al empezar a escribir una bibliografía, Staples empezó a gozar –con justa razón, según este humilde escritor– de fama, fortuna y aclamo por parte de la crítica y los fans. Su manera de yuxtaponer lo crudo y honesto de los 13 años con una producción inmaculada que correspondería a alguien veterano del género lo convirtió en punto de referencia obligada para la música urbana californiana de mediados de los 2010. A juzgar por lo acérbico de sus letras e ingenio, seguramente recibió todo este furor un tanto incómodo y decidió hacerle burla (¿o aceptarla de lleno?) en su nuevo EP, Prima Donna.

Como el título lo indica, es una mirada deseosa y cansada de los lujos, los excesos, el bling bling y el bang bang que han venido siendo el pan de cada día desde actos como N.W.A hasta Casey Veggies. El punto fuerte del mini álbum, lleno de potencia, dinamismo y veracidad como su obra anterior, es que explota, rima y divaga acompañado de beats creativos, sampleos de la vieja escuela y mucha melodía, pero casi al término de la canción parece decir “se acabó la fiesta” y se retira a algún rincón oscuro y purulento donde apenas y puede entonar un estribillo, como si estuviera recordando los estragos de la noche anterior y se lamentara de las consecuencias o del por qué hizo Dios sabe qué.

La creatividad musical también está en orden. Sus colaboradores incluyen a gente de la talla de James Blake (adornando la efímera y adictiva “War Ready” con un sampleo de Outkast y pocos elementos más allá de eso), No I.D. (uno de los acólitos del ya mencionado Tío Kanye), John Hill (mente maestra detrás de los éxitos más consistentes de Shakira y Santigold, entre otros) y A$AP Rocky (quien otorga un verso de locura en el tema que le da el nombre al disco). No cabe duda que Staples es un partidario de que el hip hop debe ser una experiencia envolvente más allá de algún mensaje particular o algún beep que le haya gustado al dueño de la disquera. Si la intención del joven Staples es convertirse en un “rapper’s rapper,” aquel que toca sensibilidades tanto en sus contemporáneos como en jóvenes aspirantes –Kendrick Lamar y Earl Sweatshirt son dos finos ejemplos– no puedo esperar a ver cómo lo lleva a cabo. Y todo eso lo concluí con sólo siete canciones.

Visita el Facebook de Vince Staples para seguir todas sus noticias.

No es una revista, es un movimiento.