Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

127961
Pa'l Norte 2018: Día 1

Un festival imperdible.

Las nubes cubrían la totalidad de la ciudad de Monterrey, Nuevo León, la mañana amanece fría y con el rastro de la lluvia que no cesó durante todo el día y toda la noche anterior. ¿Se va a hacer o no se va a hacer la carnita asada?

¡Por supuesto que sí! El clima no es ningún pretexto para que el asador de una nueva edición del festival Pa'l Norte sea encendido. Junten a su raza, jálese la mejor actitud y vámonos recio, que esto estará con madre.

Una inmensa fila rodea las inmediación del Parque Fundidora, sede de un festival que había demostrado ser siempre poderoso y siempre ascendente, pues edición tras edición, el lineup ha brindado nombres de alta talla internacional, y este año, Muse, Justice, Queens of The Stone Age y Franz Ferdinand fueron de los principales talentos extranjeros que agotaron las localidades rápidamente, siendo ahora 210 mil, rompiendo nuevamente récord de asistencia.

Los cambios que esta edición tuvo respecto a sus antecesoras fueron impresionantes, pues ahora el espacio disponible para esta gran fiesta norteña fue ampliado considerablemente, separando los dos escenarios principales en lados totalmente opuestos, llevados de una punta a otra a través de un camino recto, situación que nos llevó a muchos a pensarlo dos veces antes de cambiar de escenario, pues el camino a recorrer sería bastante largo.

Siete fueron los escenarios dispuestos: Tecate Light y Tecate Original como escenarios principales, Escenario AT&T que alternó su programación con el Tecate Original, escenario Club Social para los que disfrutan del beat constante en sus oídos, Escenario Sorpresa que da el toque único a este festival, Escenario Acústico como alternativa a los actos principales, y finalmente el Pilo's Bar, lugar curioso por su música norteña y de música tropical.

Una kermes llena de activaciones y puntos de encuentro le daban color al festival, diversos puntos llamados Oasis, fueron nuestros mejores aliados, pues brindaban agua de manera gratuita para sobrellevar la deshidratación y un gran puente atravesaba el bonito lago que yace en el corazón del parque fundidora. Cabe resaltar la excelente distribución de los baños que reducían los tiempos de espera. Medalla de oro para la logística y distribución del festival.

Rey Pila prende la primera brasa del asador, repitiendo su participación en este festival, ahora con nuevo EP bajo el brazo, siendo los temas más disfrutables "How Do You Know?" y "Ninjas".

Costera hizo gala de su talento inaugurando el escenario Tecate Original, invitándonos a que "Viajemos al sol", alternando presentación con Jonaz. Camilo Séptimo fue el primer highlight del día, convocando a una gran ola de seguidores que corearon fuertemente "Ser humano" y "No te puedo olvidar".

Richard Ashcroft se presentó nuevamente en nuestro país a la par que el folclore latinoamericano sonaba de mano de Natalia Lafourcade, pues con su reciente LP Musas, se hizo presente mientras caía el sol detrás del escenario Tecate Light. Un muy bonito show aunque el audio sonaba muy bajo.

En este momento el staff anfitrión repartió banderas de múltiples países y diseños a quienes se encontraban dentro del escenario Tecate Light. ¿Recuerdan aquella banda que solo quiere pegar en la radio? ¡Exacto! Bacilos es el primer acto sorpresa del día, poniendo a miles a cantar "Mi primer millón" y "Caraluna".

Muchos buscamos el mejor sitio para ver el regreso de Fobia a los escenarios, con el corazón en la mano por el dolor de no poder ver a Band of Horses con quien cruzaban sus horarios. "El diablo", "El crucifijo" y "Descontrol" complacían al fan de antaño, mientras que "Vivo", "El Microbito" y "Hoy tengo miedo" unieron a Monterrey en un solo canto.

"Cucuuuuuuuuu" se escucha a lo lejos, pues Kumbia Kings es las segunda sorpresa de la noche, desatando los gritos de las fanáticas cuando Pee Wee salió a escena a cantar "Chocolate" y "Mi dulce niña". Uno de los momentos más divertidos del viernes.

Turno de Franz Ferdinand, quienes con todo y fallas técnicas hicieron vibrar la tierra con "The Dark of Matinée", "Love Illumination" y "This Fire", en sincronía con Zoé que estrenaba sus nuevos temas de Aztlán y daban un recorrido por todo su repertorio discográfico.

La espera había valido la pena, pues Muse tuvo un imponente y espectacular show, con 11 paneles de LED colocados a lo largo del escenario, los visuales estimularon nuestra mente, mientras que "Psycho", "Hysteria" con outro de "Back In Black" de AC/DC, "Plug In Baby", "Stockholm Syndrome" y "Mercy" consumieron nuestra voz y energía.

No es una revista, es un movimiento.