186192
Salvador y El Unicornio — La Fama

8

Salvador y El Unicornio
La Fama

Universal Music México / 2021

Artista(s)

Salvador y El Unicornio

Las luces y el mar protagonizan los desencuentros de Salvador y El Unicornio, La Fama es testigo de una colección de sonoridad experimental y romántica.

La melancolía es una especie de felicidad compleja. Es eso que nos acompaña mientras miramos atrás las historias de nuestra vida, y aunque estén plagadas de dolor o gloria, siempre acompañan a los recuerdos una sensación que a veces es hasta física. Siento que la música de Salvador y El Unicornio siempre invita a visitar aquellas habitaciones de la memoria para tomar impulso en el presente o sencillamente para revivir lo vivido.

La Fama es tan blanca como su portada. Héctor Lavoe, si, "El Cantante", llevó en 1985 el significado de la palabra a un nuevo horizonte, "aquel que la gente reclama, pero nadie puede comprender" decía más o menos aquel tema que inspiró el nombre de este álbum. En ambos casos, el término "Fama" es desvirtuado, y para el del artista mexicano deja de ser objeto de anhelo y se convierte en una palabra, solo eso.

Más bien, en esta segunda producción discográfica que llega de la mano de Universal Music México y prosigue a Madre Mía, el artista muestra la madurez de su esencia tan característica y aprovecha para experimentar una mezcla que va desde la psicodelia brasileña del siglo XX, el rock argentino de los años setenta, la música de trío y la inexplicable sensación que puede dejar el crecer escuchando canciones mexicanas y en inglés como fruto de la migración y la herencia cultural, solo lo explica bien Salvador y sus canciones.

Además, La Fama es un álbum producido por Pipe Ceballos y cuenta con colaboraciones de distintos músicos colegas al artista, de donde se destaca Andrea Franz en los coros y Maurizio Terracina en el bajo. Por otra parte, es muy importante señalar las tramas audiovisuales que ha dado a conocer Salvador, quien se ha encargado de la dirección para sus videos musicales y estos amplían la percepción de las canciones.

SalvadoryEl Unicornio_2021_

"Veo su voz pasar..."

La Fama cuenta con una enorme instrumentación, así como una serie de mezclas experimentales que van desde lo más análogo hasta lo digital y hacen vibrar con rock, pop, bossa nova, neo-soul y bolero, por mencionar algunos ejemplos. Pero en realidad, el aspecto más fuerte de todo el álbum es la voz del cantante, misma que no hace falta ser tan prodigiosa para tomar el protagonismo desde el primer hasta el último latido de la obra. Algunas melodías recuerdan sin duda canciones populares mexicanas, otras son suaves y cumplen con la tarea de adaptarse a la atmósfera y finalmente pueden ser dramáticas, pero todo con elegancia.

El álbum abre con "Ven a Ver" y "Jazmín", temas donde intervienen guitarras psicodélicas y pianos estilizados respectivamente. Ambas pintan como baladas pop que hacen referencia a los encuentros del amor, las complicaciones que pueden existir y la devoción y entrega ante un nuevo comienzo, donde no quieres fallar.

De inmediato aparece "Hoy Te Vi", que cuenta con una sección instrumental brillante, donde el ritmo baja y ayuda a elevar la emoción. Destaca también el juego de metáforas que implementa el artista, ya que estos abren la interpretación de las canciones y permiten al escucha interactuar con lo que perciben y sienten, acorde a su contexto. "De La Mano" no es necesariamente una canción precisa, puede ser dedicada a un amor, así como a un hijo o un hermano menor, pero habla del deseo de cuidar y estar con alguien, así como el cariño que surge de la convivencia.

"Naked Coco" rompe con la dinámica de balada planteada en las primeras pistas y se acerca a un sonido más tropical y bailable. Es una obra para disfrutar, pero sin dejar de tener en la cabeza la sensación melancólica. Importante señalar una fórmula que repite constantemente el artista al cerrar algunas de las canciones con pequeños coros, es un detalle peculiar. La primera mitad del álbum cierra con el single "Abril", una canción potente y tal vez uno de los puntos más altos de todo el disco, que goza de mostrar a "Abril" como un mes o una mujer a la que se extraña, como si quisieras volver a esa etapa de la vida, pero aceptar que no va a pasar y hay que seguir.

"Calma, esperanza y salvación..."

Si bien, la selección de canciones para La Fama no tienen un orden conceptual, Salvador y El Unicornio aprovecha para jugar con distintos conceptos. Algo que está en casi todas las canciones son las mujeres, ya que todas las historias que cuenta giran en torno a alguien, y también el artista ha señalado que son su fuente de inspiración, y no ciertas mujeres en específico, más bien la feminidad y esencia que puede interpretar. "Pablova" precisamente puede hablar de una mujer en un plano complicado de asimilar, se emparenta con otras pistas que tienen nombre femenino en el disco como puede ser "Abril", "Jazmín" y "Nataly".

Salvador y el unicornio_2021

Los riffs de guitarra y las esperanzas en el amor aparecen con "Transportar", un tema rabioso lleno de magia gracias a una estructura que ayuda a la canción para volverse épica de inicio a fin. La presencia de arreglos agudos de bajo se complementan con una historia sobre la llegada de un nuevo amor a tu vida y todo lo que se puede imaginar hacer con esa persona.

Para el final aparece "Esperé" y "Nataly", dos canciones donde Salvador pone un ambiente que tiene como fondo la luz y el mar. La primer pista puede hablar de la importancia de hablar los conflictos, pedir disculpas a tiempo y no esperar, mientras que el segundo tema responde con un fracaso, un amor que no volvió o se tuvo que ir, mientras el abandono y el vacío de la soledad se vuelven parte de la vida.

Cierra el álbum con "Kimono", tal vez el tema más emocional de todo el disco, que nos recuerda la importancia de los encuentros, el paso del tiempo y también la apertura para reconocerse dentro de algo tan fuerte como puede ser una relación. Los instrumentos de vientos al final dan un cierre satisfactorio.

La Fama es un álbum bastante completo, donde Salvador y El Unicornio se muestra con la libertad de experimentar y llegar a nuevos sonidos, además es fiel a su esencia y se siente bastante pleno. La sonoridad de algunas canciones puede tornarse repetitiva y al mismo tiempo puede resultar un poco complejo escuchar este álbum de una sentada, pero te invitamos a disfrutar del segundo álbum del artista de Jalisco a continuación.

No es una revista, es un movimiento.