163241
Mura Masa — R.Y.C

8

Mura Masa
R.Y.C

Polydor Records / 2020

Artista(s)

Mura Masa

Recordando con Mura Masa

Con tan solo 23 años de edad, Alex Crossan, también conocido como Mura Masa, ha encontrado su espacio dentro de la industria musical. Su canción “Love$ick”, un featuring con A$AP Rocky, alcanzó el número uno de Spotify en Estados Unidos y UK. 

El pasado 17 de enero, recibimos el año con un álbum completo de Mura Masa titulado R.Y.C la abreviatura de “Raw Youth Collage”,  el cual está compuesto por 11 canciones. En algunas de ellas hay apariciones de artistas como: Clairo, Slowthai, Tirzah, Wolf Alice, entre otros.  

Empecé a adentrarme en el mood del disco. En mi búsqueda encontré un video en donde Mura Masa habla sobre la experiencia que fue realizar R.Y.C. En este video comenta cómo trató de ser la voz principal en la mayoría de las canciones, ya que quería hacerlo más personal. 

Empezando con “Raw Youth Collage”, la primera canción, nos damos una idea del interior del álbum. La voz de Alex es acompañada por una guitarra que está presente alrededor de todas las canciones.  

La idea principal de R.Y.C es ser una narración sobre la juventud, la adolescencia. Todo lo que sucede en esta etapa de nuestra vida. Por eso en esta primera canción escuchamos frases como “I don’t know who I’m  supposed to be. There’s some good days I had, I think all my friends have changed”.

Me parece interesante que Mura Masa juegue con la nostalgia. La mayoría de nosotros tenemos ese sentimiento. Lo fomentamos escuchando canciones y bandas viejas, viendo películas y caricaturas antiguas, jugando videojuegos de antaño, entre otras cosas. Todo lo hacemos con tal de recordar lo que éramos.

Me gusta que todo el álbum esté relacionado a estos temas. Así podemos conocer más a fondo al artista, gracias a su música.  Como en “I Don't Think I Can Do This Again”, una canción cantada por Clairo y Mura Masa, su título lo dice todo. Es una canción diversa, llena de sonidos electrónicos pesados. Podríamos llegar a pensar que el beat va a ser pop, como lo es su letra y melodía. Pero es completamente distinto a lo que nos podríamos imaginar. Tiene una reverberación pesada, distorsión, una melodía pegajosa creada por la misma guitarra que escuchamos desde el principio. 

La guitarra sigue y nos lleva a una historia a meeting at an oak tree la cual es narrada por Ned Green. Me gustaría denominarla “historia”, porque es una narración sobre un acontecimiento que le podría pasar a cualquiera de nosotros. No escuchamos un canto en sí, es más bien un pequeño cuento. 

Este disco está formulado por una estructura muy distinta, y aunque muchas de las canciones siguen el mismo ritmo y el mismo hilo narrativo, ninguna es igual. Es como si las hubieran sacado de muchos otros discos. La diversidad que tiene cada canción es impresionante, demuestra la creatividad que tiene Mura Masa para producir canciones, escribir letras y crear sonidos excepcionales.  

La canción que tiene la nostalgia antes comentada, y de la cual habla Mura Masa en el video también comentado, es “In My Mind”, una de las rolas más tranquilas pero en donde se siguen explorando los sonidos electrónicos. 

Seguimos la tranquilidad y tenemos un poco más de nostalgia con “Today” con Tirzah. Aunque está conformada por una letra sencilla, a comparación de las demás, me parece muy bella. La voz de Tirzah es también un punto extra. De igual forma tiene esos sonidos distorsionados pero están distribuidos de forma controlada, suenan en el momento preciso. 

El cierre de R.Y.C es, al mismo tiempo, bastante alegre pero emotivo. Son canciones que podríamos poner de fondo en una fiesta y todos pasarían un buen rato. Pero aún así nos les quita el valor, en ellas también se muestran las influencias musicales que ha tenido Mura Masa al rededor de su carrera.  

“Teenage Headache Dreams”, donde canta Ellie Rowsell de Wolf Alice, es sin duda una de mis favoritas. Su voz es bellísima y encaja perfecto con la melodía. Me parece muy emotiva, fugaz. Engloba todos los temas que he tocado alrededor de esta reseña y ayuda a entender el motor del álbum. 

Se cierran los recuerdos y la nostalgia con “Nocturne for Strings and a Conversation”, una canción instrumental, la cual da el fin perfecto a este ciclo. 

Y ustedes… ¿qué recordaron al escucharlo?

No es una revista, es un movimiento.