195663
A 25 años del 'Say No More' de Charly García

A 25 años del 'Say No More' de Charly García

Una etapa creativa y un estilo de vida para la posteridad definido en tres palabras. Hace un cuarto de siglo Charly García se revolucionó a sí mismo en una de sus obras más complejas.

Al escucha primerizo de Charly García siempre se le acerca a aquella sección de su carrera llena de grandes innovaciones, de protesta, de temas hermosos y dolorosos pero que comparten un deseo y pasión absoluta. Y es que Charly es un artista sumamente completo, probablemente uno de los de nivel más elevado en Latinoamérica que deambulan en el mundo del rock, basta pensar que a los 12 años ya era maestro en piano. Al encontrar su discografía de forma cronológica siempre es notoria una búsqueda de algo más, un deseo de explorar nueva música, y aunque ese deseo es latente en los setenta y ochenta, en los noventa hay un punto de quiebre llamado Say No More.

Charly se inspiró en una escena de la película Help! de The Beatles, donde Paul McCartney está bailando con una mujer, quien se preocupa de una situación cercana a un anillo que trae consigo Ringo Starr. McCartney sencillamente le dice "Say No More" para seguir bailando. De algún modo, esa frase quedó impregnada para siempre en García, y fue entonces que su concepto visual y su discurso artístico cambió por completo.

Kenny Díaz Roncal interpreta lo siguiente: "El Say no more es vivir sin prejuicios, sin ideas pasadas de moda, decir lo que nos parece sin recurrir a eufemismos o, lo que es peor, a la mentira. Charly decide apartarse del mundo y solamente congeniar con la música y los amigos. Desaparece el Charly soñador y luchador". Entonces aquella frase apuntaba a un estilo de vida caótico, donde el rompimiento de ideas se refleja en la música y en el estilo de vida del argentino, a tal grado de llevarlo al extremo creativo y de salud.

Grabado en los estudios Fairlight de Madrid y en La Diosa Salvaje de Buenos Aires, Say No More recopila canciones del artista junto con piezas instrumentales que en un principio formarían parte de la película Geisha, aunque debido a diferencias con el director no fueron usadas. En la grabación cuenta con amigos invitados como María Gabriela Epumer, Nito Mestre y Andrés Calamaro, la producción y mezcla vinculó a su compañero de batalla desde Clix Modernos, Joe Blaney, mientras que el concepto fue diseñado junto a Mónica García, quien era pareja de Andrés Calamaro y que sería señalada en su momento como motivo de una pelea mediática entre Charly y El Salmón.

Charly García_etapa Say No More

La Vanguardia es así... aún.

Say No More es un caos, no se puede interpretar como algo menor. Musicalmente roza el funk con el krautrock, la psicodelia y una completa búsqueda de lo complejo, lo denso. Pareciera que hay una capa oscura que no permite a la música ser constante, más bien son estocadas de brillantez a través de la improvisación y las armonías que por momentos se tornan cinematográficas. A Charly se le escucha particularmente angustiado y también se va su voz con aquella marea negra que inunda los audífonos prácticamente desde el primer momento.

"Estaba en Llamas Cuando Me Acosté" habla de un incendio, que muchos lo interpretan como aquella riña eterna entre Charly y la prensa, que cada vez estaba más llena de conflictos, peleas, difamaciones y cosas que aturdían a la audiencia, aunque hay otros que recuerdan el incidente que vivió el artista cuando se incendió su casa mientras él estaba en televisión presentando "Rezo Por Vos" con Luis Alberto Spinetta en 1985. Mientras, los viejos seguidores se iban apartando y los nuevos encontraban una forma brillante de hacer música, ya que desde el primer track Say No More es una forma distinta de hacer música.

A lo largo del álbum aparecen piezas instrumentales que mezclan pianos, teclados, instrumentos de cuerdas y vientos, audios de llamadas y relatos periodísticos. Hay un choque de texturas brutal que te hace pensar en este álbum como una pieza compleja de escuchar, la amas y te entregas a ella o simplemente resulta incómoda. Cabe señalar que el artista ya estaba en un punto de su carrera donde llenaba de detalles sonoros sus discos, e incluso si era necesario volver a grabar o demorarse lo hacía hasta tener piezas de gran impacto, así como capas de sonido que se encimaban.

Puede que la canción más sólida del álbum sea "Necesito un Gol", donde Charly comparte una letra al unisono con Andrés Calamaro. Sus voces mezcladas representan un panorama sensual y al mismo tiempo misterioso. Lo más curioso es el final de ese tema, con un sonido de llamada que hace preguntas y fraseos bastante fuertes: "Quizás tu vuelo se caiga en el próximo meridiano, ¿Recordás el día que naciste? ¿Recordás el día que recordaste algo por primera vez? Y tal vez tu auto chocó la otra mañana y recién extrañarás a tu pequeño perro el día de su cumpleaños".

Los temas más memorables de Say No More son donde parece que Charly hace una pequeña autocrítica, donde se embarca en un discurso personal para reconocer muchas falencias, pero al final es un acercamiento sensible a la figura de García, que aunque parezca que no, estaba metido en una especia de aventura donde buscaba algo que nadie puede acertar, pero es en lo que coinciden bastantes críticos y seguidores. "Alguien en el Mundo Piensa en Mí" y "Say No More" son algunos ejemplos.

"Cuchillos" es un tema dedicado a Mercedes Sosa, mujer que fue de gran influencia para el artista, ya que desde los cuatro años lo conoció debido a que la madre de Charly fue representante de aristas. La legendaria cantante ganadora del Gardel de Oro fue acompañante en muchos momentos de García, y en este disco se da una especie de homenaje lleno de poesía, y al mismo tiempo de cariño.

Charly García_1996

Constant Concept.

Say No More es un álbum bestial, que siempre está oscuro. Es nocturno pero en un panorama tenebroso y es por mucho una de las obras más complejas en el umbral de Charly García. Esta idea de un concepto constante es bastante difícil de explicar a ciencia cierta, pero de algun modo la frase que titula el álbum se quedó para siempre.

Con álbumes futuros siempre giró un logotipo donde la "SNM" se hacía presente, así como una banda en los brazos al estilo Nazi. Menem, Maradona, La Mona Jiménez, Fito Páez entre otras personalidades llegaron a aportar aquel escudo, que de algún modo era una referencia de respeto a la leyenda de Charly. En su momento se le llegó a poner una banda gigante al obelisco para entablar esa pasión argentina por el ex Serú Girán.

Charly García_Say No More

Al Final, Say No More es una bisagra en la obra del artista, ya que discos que llegaron después como El Aguante, Influencia, Rock And Roll Yo, Kill Gill y hace cuatro años Random momstraron una óptica un tanto oscura, compleja y arrebatada, que no tenía fines comerciales y fue reflejo de la vida de éxitos de un artista que ya se había consolidado para siempre en la música de su país y del continente. Se podría decir que Say No More es una etapa creativa permanente.

Te invitamos a aventurarte en Say No More este 28 de Noviembre, a 25 años de su lanzamiento.