187856
A 20 años de 'Jessico' de Babasónicos

A 20 años de 'Jessico' de Babasónicos

De cuando Babasónicos revolucionó al rock en nuestro idioma con el "Disco de la crisis". El memorable Jessico cumple dos décadas de historia.

No debería pesarnos el señalamiento de que Babasónicos es una de las mejores bandas en la historia de la música latina, es algo que muchas personas creen y parece prudente que la agrupación de Lanús esté en la conversación donde se encuentran las tres bandas de siempre. ¿Y por qué?, probablemente porque a 30 años de su álbum debut sea una de las bandas con la discografía más sólida, evolutiva y vanguardista que han abordado la escena hispana. En realidad no importa que no les consideren entre los mejores proyectos que ha dado el rock en español, es un secreto a voces que admitimos discretamente, y más desde la salida de Jessico, su álbum bisagra.

Ubicado en el puesto 16 por la Rolling Stone en su sección de los mejores álbumes en la historia del rock argentino, así como la mejor producción discográfica argentina de la década de los 2000, Jessico marcó un antes y un después para el panorama musical de su país y de algunos otros como México, Chile o Colombia. Además significa uno de los cambios de disquera más abruptos de la agrupación, ya que dejó del lado sus relaciones con Sony Music para pasar a un emergente sello llamado PopArt Discos, que años después se consolidaría como una de las empresas más importantes en la industria de su país y del continente.

Babasónicos Jessico

El disco de la crisis.

Jessico no tuvo los resultados deseados en ventas debido a la crisis económica que abordaba a la Argentina de aquellos años. La nación enfrentaba estragos complejos tras la salida de Carlos Menem dos años atrás, por lo que el álbum no tuvo una respuesta inmediata en cuestión de ventas, cosa que era de verdad importante en aquel contexto. Esta situación relacionada a la economía del país no impidió que la agrupación hiciera retumbar las radios locales y extranjeras, por ello se consolidó con sangre y sudor en los tiempos difíciles.

Además de la economía y la tensión política por el cambio en el poder, Argentina vivía una crisis en el sector musical. Se podría decir que había un cambio generacional donde muchos de los legendarios artistas se alejaban de a poco del protagonismo en la industria. Charly García, Fito Páez y Luis Alberto Spinetta seguían haciendo música, pero ya no tenían tanto impacto como en décadas anteriores. Los Redondos comenzaba a cerrar su carrera y Andrés Calamaro quedó en una pausa tras El Salmón, asimismo Los Fabulosos Cadillacs se separaría luego de la gira de La Marcha del Golazo Solitario. Gustavo Cerati era el único que florecía como solista, mientras que bandas como Los Piojos o Los Auténticos Decadentes trabajaban sin novedad.

Aquella transición entonces permitió a Jessico ser ese punto de quiebre en el rock argentino, que le daría a Babasónicos una posición diferente en la jerarquía de bandas, además se unía a una avanzada interesante del neo-pop, donde también se involucrarían agrupaciones como Miranda! o Los Tipitos. Por si fuera poco, esta obra además sería el inicio de toda una nueva etapa creativa de la banda liderada por Adrián Dárgelos, ya que significaría el inicio de la era más importante en el aspecto mediático del proyecto, donde se incorporarían luego otras obras memorables como Infame, Mucho, Anoche o A Propósito.

El rock volvió a la pista de baile con Jessico.

Algo que tiene Jessico es esa magia de ser festivo, provocador, sensual y al mismo tiempo melancólico. Adrián Dárgelos señalaba en entrevistas de años atrás lo siguiente.

Jessico tiene una onda muy romántica. No tiene quizá la tortura y la perversidad de los discos anteriores que muestran al amor de forma ambigua involucrando la maldad y el poder. En este disco, las formas del amor se relajan y en vez de ser víctimas de él, lo promueven y hacen los efectos de la seducción. Es un álbum que está siempre seduciendo", Adrián Dargelos para Persi Music.

Tal vez la combinación de aquellos factores fue detonante para darle una valoración de álbum memorable. Se alejaba por completo del conocido rock chabón que desde esos años comenzaba a quedar un poco obsoleto con agrupaciones que mezclaban el rock de guitarrazos con el punk más estridente de los barrios. Tal vez lo de Babasónicos era un poco más sofisticado e innovador, y por ello pudo poner al rock pop nuevamente en órbita.

Con Jessico ocurrió algo parecido a lo que tal vez pasó con Charly García y Clics Modernos, Los Abuelos de la Nada en su segunda etapa, Virus con Superficies del Placer o Soda Stereo en los años 80, y era que el rock volvió a sonar en las fiestas, las discotecas y demás sitios de entretenimiento. Ya no se saltaba el rock, también se bailaba y se cantaba de forma pegajosa y eso era bueno.

Antes de Jessico, Babasónicos ya fungía como una especie de antítesis del rock en su país, y con la implementación de los sonidos electro, influencias de la música tradicional de oriente y los largos pasajes instrumentales curtidos a base de sintetizadores en éste álbum se impuso a su antiguo sonido y al rock chabón mencionado anteriormente.

La genialidad pop de Jessico.

La mayoría de las 12 canciones de este álbum se volvieron himnos con el paso del tiempo, y era sorprendente que un álbum en el nuevo milenio tuviera tal impacto, incluso un poco parecido a lo que hizo The Strokes en ese mismo año con Is This It. Temas como "Los Calientes", "Fizz" o "Deléctrico" guardaban excelentes trabajos de instrumentación donde aparecían sintetizadores super electrizados, así como capas y más capas de sonido y efectos de guitarra más allá de distorsiones que fueron un volantazo de innovación.

En otras secciones del álbum aparecen temas como "Pendejo", "Soy Rock", "La Fox" y "Atomicum", que apostaban por los ritmos acelerados, las distorsiones y los golpazos de energía, lo que dejaba como base mayoritaria a un álbum lleno de movimiento. Esto mientras las letras eran provocadoras, incitaban a lo sensual y al mismo tiempo se daban espacio para criticar a la industria musical, aunque a diferencia de placas anteriores, la agrupación lo hacía con una peculiar elegancia y madurez.

Otros espacios de menor protagonismo en Jessico mostraban canciones de carácter un poco más liviano, aunque son antesalas del sonido característico que propuso Dárgelos y compañía en futuros discos, a este sonido se atribuyen pistas como "Camarín" o "Yoli". Y tal vez el contrapeso a tanta energía de la agrupación eran temas como "Tóxica" o "El Loco", este último fue uno de los adelantos y logró tener gran aceptación por su sentido musical parecido al bolero y también la implementación de instrumentos de cuerdas influenciarios en regiones como Asia.

Finalmente, y tal vez uno de los puntos más importantes en todo el álbum fue "Rubí", una balada conmovedora y romántica, que hace cuestionarse lo brillante que fue la evolución de un Babasónicos que pasó de gritar en 1991 el "Porqué mi generación hoy se caga en tu opinión" a la poesía ligera de "a tu lado retrocede el tiempo, cualquier día es el mejor momento, increíble tentación es el amor". Otro aspecto importante de este track es su video musical, donde se presentaban dos clips diferentes, cada uno con un hombre y una mujer masturbándose y que por supuesto fueron censurados en aquellos años.

La voz de una década.

Tal vez la magia de Jessico reposa en aquel contraste de las canciones provocadoras, que incitaban a moverse, pero por el otro lado ese sentido de calma y pasión que permitía al escucha encontrarse con cualquiera de sus estados de ánimo y generar una identidad interesante con la obra y con las necesidades de una generación que se enfrentaba al nuevo milenio y a la transición con lo digital. Muchas cosas pasaron en los dos miles, pero Jessico prevaleció, y hasta la fecha sus canciones siguen en el set list de la banda.

Jessico es un mundo que tuvo una gran cantidad de remixes y lados b, además es una de las obras maestras de Babasónicos, agrupación que demostró desde 2001 que es una de las caras del rock más irreverentes, desfachatadas y provocadoras del rock hispano. Ah, y por si fuera poco eso le dio algunas nominaciones a Grammys y el reconocimiento de la crítica especializada, pero más importante aún, le dio eternidad en tiempos de lo efímero. Pasa a escuchar este álbum que cumple 20 años a continuación.

¿Cuál es tu canción favorita de Jessico?, únete a la conversación en las redes sociales de Indie Rocks! y disfruta de todos sus contenidos.

No es una revista, es un movimiento.