120540
Blue Hawaii — Tenderness

9

Blue Hawaii
Tenderness

Arbutus Records / 2017

Artista(s)

Blue Hawaii

Las olas synth pop de Blue Hawaii.

Con Tenderness, Blue Hawaii está de regreso. Un disco que llega después de cuatro años de ausencia, un proyecto alterno por parte de la banda, así como por un sonido enfocado a las capas atmosféricas.

El inicio es sencillo, temas como: “No One Like You” y “Versus Game” manejan beats bailables, un par de temas que compone una estructura definida. A la par de todo este material, el dúo nos enseña que Tenderness viaja a través de dos capas. Una enfocada al baile y otra a la exploración de sonidos.

Para las voces, Raphaelle Standell maneja su tradicional rango vocal, mismo que exploramos en sus dos primeras producciones, Untogether y Blooming Summer, a la par es imposible mencionar las similitudes de ritmos y esencia como Grimes, Jessy Lanza, Megan James y Alice Glass, mujeres que comparten nacionalidad y sonido como Standell.

El pop en Canadá se ha confeccionado a estos ritmos en donde el baile en la pista explora capas crudas, sensibles y experimentales. Para poder disfrutar este material de mejor manera, una parte obligada es reconocer lo hecho por Raphaelle en Braids, pues en un par de tracks como “Far Away Soon” y “Belong To Myself” notamos esa propuesta de fusión rítmica.

Como hilo conductor entre el synth pop y lo viajes atmosféricos; el amor es su principal faceta. Una larga historia entre las sensaciones amorosas son los temas en cada capítulo de este nuevo disco.

El amor puro se demuestra a través de todo el disco, durante 16 canciones Tenderness es sincero, teniendo sus mejores momentos en canciones como: “Make Love Stay”, la ya mencionada “No One Like You”, “Searching For You” y “Tenderness”.

Sin necesidad de pretender una esencia o configurar un paradigma dentro de este género, los canadienses se encargaron de poner el amor dentro del dance floor. Una forma de liberar las emociones a través de un rhythm suave, jugando con la instrumentación en todo momento.

Si lo tuyo son las capas suaves, el baile en su máxima expresión y la pista de baile, el regreso de Blue Hawaii es una parada obligada en estos discos del último trimestre del año.

No es una revista, es un movimiento.