Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

92497
Little Scream – Cult Following

7

Little Scream – Cult Following
Little Scream – Cult Following

Merge / 2016

Artista(s)

Little Scream

Un objeto de culto: el nuevo disco de Little Scream.

El pasado no se siente cuando sigue siendo tu presente. La llegada de Laurel Sprengelmeyer a nuestras vidas ha sido el ángel caído de un cielo musical para nuestras ansias de sobrevivir ante un mundo incrédulo.

Bajo la batuta del sello discográfico Merge Records, Laurel Sprengelmeyer, mejor conocida como Little Scream, inaugura su nuevo material con estos estudios de grabación. Cult Following es el nombre que ha decidido utilizar para un emblemático trabajo. En un orden cronológico, Laurel ha colocado 12 tracks con una intención de generar un sustancioso momento al reproducir por completo el disco. Este mismo cuenta con la participación de Richard Reed Parry de Arcade Fire, quien fungió como socio creativo después de haber conocido las melodías de la compositora.

En un principio, se colaron unos temas de forma digital antes de la presentación del trabajo completo el pasado seis de mayo: “Love as a Weapon”“Someone Will Notice”“Dark Dance” “The Kissing”, temas que llegaron a nuestras manos encendiendo las ansias por disfrutarlo completamente. Cult Following se encuentra armado con colaboraciones de elegantes músicos que acompañan a Little Scream, dando un toque emblemático a la producción: la canadiense Mary Margaret O’Hara; los músicos de  TV On the Radio; el violinista traído de Toronto, Owen Pallett; los ganadores del Grammy, Aaron Dessner y Bryce Dessner de The National; la compositora norteamericana, Sharon Van Etten y el sabio de los compases, Sufjan Stevens.

La fiesta que propone Laurel arranca con “Welcome to the Brain”, dándonos una grata bienvenida. El recorrido sigue con “Love as a Weapon” y su coro contagioso que acaricia unas batacas suaves. Este tema fue presentado y compartido por la misma Scream con un videoclip entusiasmado que estuvo dirigido por Dan Huiting.

Canciones conducidas de alegría y ritmo nos invitan a sonreír por lo más sencillo: “Aftermath”, “Someone Will Notice” o “Silent Moon”. También, hay melodías que nos hacen comprender su lenguaje en signos que acogen lo musical y las diversas personalidades que podríamos imaginar de Sprengelmeyer, como Wishing Well” y “Wreckage”.

Con un cierre inigualable, “Goodbye Every Body” logra desatar un sinfín de necesidades por seguir descifrando la emoción que Little Scream intercepta en nuestros espectros. Laurel no deja perdido su punto de partida. Su selecta forma de hacer música ha logrado aterrizar con su ritmo y energía a todo aquel que se siente extraviado en esta cuerda floja llamada vida.

No es una revista, es un movimiento.