Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

17313
The Haunted Man

The Haunted Man
The Haunted Man

/

Artista(s)

18/Dic/2012

Bat For Lashes

The Haunted Man

Parlophone/EMI

2012

Bat For Lashes está conformado por la cantante y compositora británica Natasha Kan, cuenta con tres producciones discográficas: Fur and Gold, Two Suns y The Haunted Man. Este último disco contó con colaboraciones de Beck, Adrian Utley de Portishead, PJ Harvey y Rob Ellis.

David Kolsen estuvo a cargo de la producción de The Haunted Man, la cual cuenta con un sonido y una mezcla impecable, cada elemento sonoro se encuentra muy bien colocado, haciéndolo un deleite al escucharse.  Los elementos orgánicos y electrónicos se encuentran balanceados, los ritmos en específico, ya que los beats electrónicos se mezclan bien con las baterías y percusiones reales.

Los instrumentos de cuerda sobresalen por su brillantez, y los elementos de orquesta utilizados le dan un extra a las canciones del álbum. Cada canción es una historia. Es un disco que se puede escuchar de principio a fin sin llegar a cansar, gracias a su producción

Las composiciones están cargadas de arreglos y sólo en algunos temas las armonías y melodías viajan por distintas partes, haciéndolas ricas en composición.

La primera canción con la que comienza un disco es la que muchas veces define si lo seguimos escuchando o no. En el caso de The Haunted Man, lo logra y te atrapa. La forma de interpretar de Natasha Kan en “Lilies” te transporta a un musical de teatro.

En “All Your Gold”, la mezcla de la guitarra muteada y los diferentes elementos de cuerda, la hacen una buena pieza. Es interesante escuchar como van entrando los  arreglos a lo largo de la canción, la mezcla es muy buena.

Con “Horses Of The Sun” nos encontramos buenos ritmos, y las melodías obscuras resuelven a las de más luz; un juego muy rico en composición. “Oh Yeah” es un track que impresiona por los coros del comienzo, algo refrescante para el oído.

“Laura” y “Winter Fields” son canciones melancólicas, la primera más dramática y la segunda está lista para el soundtrack de una película.

A partir de “Laura” algunas melodías de voz de Natasha Kan se hacen parecidas. Pero los diferentes instrumentos utilizados le dan color a las canciones, caso específico The Haunted Man, en la cual la batería entra sutilmente con redobles al estilo de batalla en conjunto con cantos masculinos, dándole de nuevo un aire  a un musical de teatro.“Marilyn” y “A Wall” son un viaje ochentero.

En “Rest Your Head” vuelven a salir elementos de cuerda y de percusión interesantes como es la calimba, ahí Kolsen los mezcla con sonidos electrónicos.

“Deep Sea Diver” es el último track, profundo en ambientes y en emoción; más elementos sonoros poco convencionales, muy teatral.

The Haunted Man es un disco que en las primeras cuatro canciones atrapan por sus variantes entre ellas,  y a partir de ahí las composiciones se hacen algo monótonas. Pero la producción de principio a fin es excelente por los diferentes instrumentos usados y la ornamentación, haciendo que el álbum sea digno de escucharse en su totalidad.

No es una revista, es un movimiento.