Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

30772
Placebo, ¿Lo tomas o lo dejas?

Placebo, ¿Lo tomas o lo dejas?
Placebo, ¿Lo tomas o lo dejas?

/

Artista(s)

16/Ago/2013

Placebo

Loud Like Love

Universal Music

2013

¿Qué tanto necesitábamos un nuevo disco de Placebo? ¿Qué bien o mal podían sentarle a la banda londinense las pausas entre trabajos para replantear y recapacitar sobre su dirección musical? Brian, Stefan y Steve dejaron sobre la mesa lo que son ahora, la velocidad de sus canciones, la temática de sus letras, el arte de su trabajo y sus abiertas intenciones ¿lo tomas o lo dejas?

Loud Like Love inicia con el tema de mismo nombre, donde el pop rock de sintetizador inaugura un estilo que predomina en el resto del álbum: ni muy veloz ni muy lento, estable y sin riesgos; batería y guitarra que hasta podrías compartir con tu abuelita, no se diga “Exit Wounds”, “Rob The Bank” y “Hold on to Me”, que ofrecen lentas, tal vez lentísimas, baladas.

¿Qué esperanzas realmente nos quedaban después una oferta que parecía alejarse del agresivo e iconoclasta grupo cuyas temáticas giraban alrededor de la ambigüedad sexual, drogadicción y traumas adolescentes? Oh, si; Brian Molko tiene ya cuarenta años y no tiene intenciones de volver a experimentar, transgredir o aventurarse en el descubrimiento de su persona y su sonido; Placebo ha llegado a la madurez que tanto le huían.

Quienes hemos seguido su trayectoria, estamos conscientes de que hubo un punto creativo en el cual los videos, la imagen, el arte, producción y sonido les valieron un estatus de culto; una referencia de inventiva e inclusive transgresión que los volvió una figura de idolatría en nuestro país y, al igual que Muse, lo que inició como algo aventurado, fresco e incomparable, fue agarrando un ritmo estable y seguro disco tras disco, perdiendo a quienes alguna vez los vitorearon pero ganando una nueva base de acólitos que reciben su nuevo sonido y letras como si fuese una banda completamente nueva.

¿Placebo version 2.0? A estas alturas, ¿qué tanto podrían quienes, trastornados y confundidos, compraron el Without You Im Nothing en 1997, identificarse con “Too Many Friends” que reza: “Mi computadora cree que soy gay, así que tiré esa basura lejos”?

¿Qué Placebo te gusta más? ¿El que coqueteaba con David Bowie o el que sale de gira con Linkin Park? Quienes en algún momento tomaron la furia y juventud para llenar de energía y acidez a su propuesta, al cumplir cierto número de primaveras de estar en la industria dejaron atrás la exploración y la necesidad de la propuesta para encontrar un sonido estable, constante y cuadrado ¿Lo tomas o lo dejas? Es tu decisión.

No es una revista, es un movimiento.