160999
Je Suis France — Back to the Basics of Love

08

Je Suis France
Back to the Basics of Love

Ernest Jenning / 2019

Artista(s)

23/Ene/2020

Devolviendo el inicio: Back to the Basics of Love.

Prodigioso y novedoso es lo que resulta cuando descubrimos que una banda fue fundada en los años 90, más aún si nace del indie punk. En estos tiempos de reclamantes contenidos y un consumo violador, tener una trayectoria de más de 20 años es, más que inexpresable, aplaudible.

Los mitos dictan que Je Suis France inició en una radio escolar en Atenas, Georgia. Lo que no es utopía, es su discografía incorporada por siete materiales, sin incluir el resto de frutos ganados. Una banda americana que revuelve sonidos interconectando el punk, con el rock, pasando por el indie y demás ramas como el progresivo y lo underground, eso es lo que Jeremy Wheatley y compañía han alcanzado.

Dos años transcurrieron desde el último trabajo de la banda, By the Condo (Nokahoma Records, 2017), un material que reconoce la metáfora rejega e sagaz de los músicos; “People of America” dice mucho más que mi elucidación. Ahora, días después de su último lanzamiento, nos hallamos encerrados en la misma ‘cochera’ con estos malhechores musicales: hablamos de Back to the Basics of Love. Un álbum de 13 tracks y materializado por Ernest Jenning Record Co. De hecho, una vez más los rumores asientan que los legendarios integrantes –Sean Rawls, Ryan Martin, DJ Hammond y Ryan Bergeron– participaron en dicho elemento con el cual alcanzaron ratificar su historial, sí… aledaños.

Si tuviéramos que encerrarnos con ellos en la misma ‘cochera’, posiblemente también hubiésemos elegido “Shapeshifter” como primer track; un estrepitoso intro de distorsiones es la señal que dice “no tienes idea de a dónde te metiste”. Vibrante, métrico e impulsivo. De manera más tenue, pero sin desaprovechar el [des]control, “Add Facsimile” se mete como segunda pieza; es como el cuadro en la habitación que filtra poca luz en un enclaustre multisonoro: un acorde básico en las cuerdas eléctricas, dos pasos en la batería y el contar vocal en un micrófono es la adición de precisa narración.

Al parecer todo forma parte del mismo orden, pues “Jackie” no descompone el mismo; es la esencial canción de amor underground. Un post punk tierno, nada que deshabitúe. Desde el título en “Television Dinner” (track 3) mi sonrisa alborotó mis almas compañeras en este aislamiento: es una canción feliz, así tal cual.

El recorrido entre “Big Mistake”, “Racquet Boys” o “I've Got The Look” es amistoso, no hay un rumbo desemejante que consigas tomar. Ese andar se ve atropellado por “Build A Box”, indudablemente por la entrada de un canto agresivo acompañado, segundos después, por un compás acelerado. ¡Dejaron el poder al final! Lo mismo ocurre en “Smell That Smoke”, el track que más tripuló mi tranquilidad. Y “5-0” es la puerta que acorrala o rompe el encierro.

Puedes salir del aislamiento, envolverte en la cotidianidad y considerarte cortejado por Je Suis France y su indie rock de paso tenue, positivo y circunstancial. ¡Vamos! el esfuerzo es claro; una escapatoria en ellos descubrirás.

No es una revista, es un movimiento.