Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

147941
Entrevista con Eleanor Friedberger

Entrevista con Eleanor Friedberger

Eleanor Friedberger, la mortal del Festival Marvin.

Aunque esta es una etapa llena de sol, arena y mar, comenzamos ya a acercarnos a la mitad del año y a esa parte donde los festivales nos hacen sonreír. Una tarde muy soleada, con calor sofocante, pudimos enlazarnos con Eleanor Friedberger, una artista atípica nacida en la ciudad de los vientos, que se presentará en Festival Marvin 2019, basta de problemas y malas noticias, vayamos a distraernos con música independiente.

Así, como si de una mortal se tratara, la cantante conversaba con nosotros mientras desarrugaba su ropa y tomaba esta charla como si de amigos se tratasen, dándonos incluso algunos secretos sobre sus propias presentaciones y sus miedos arriba y debajo del escenario, su elección de los grandes nombres de mujeres en la música y unos cuantos comentarios fuertes sobre la nueva industria, además claro está, de su sentir sobre el Festival Marvin.

“Emocionada estoy y decirlo es poco, regresaré a México después de ocho años y no encuentro las palabras, pero se siente bien poder regresar. Estaré visitando el festival con Rebound, que salió hace justamente un año y el cual considero mi álbum más personal, pues lo creé durante mi estancia en Grecia por dos meses; ese periodo fue una Epifanía tras convivir con personas de otro país y el choque cultural, aunque mi madre es griega, sacaron mi lado más oscuro y profundo. Debo confesar que 'It’s Hard', que está justo incluida en Rebound, es la canción más triste de mi carrera, por eso no la canto nunca en vivo, me rompería en el escenario”, confesó.

Tras la famosa separación de la banda The Fiery Furnaces, que ella misma formó con su hermano mayor Matthew Friedberger, ambos decidieron embarcarse en carreras en solitario y no les ha ido nada mal; con este cuarto álbum de estudio y tras 16 años de carrera artística, Eleanor ha vivido bastantes experiencias, buenas y malas, dentro de la industria. “La música, para mí, es más que una industria, para mí es la vida; no necesito ni imaginar cómo sería si la música no existiera, significa demasiado e incluso, es mi trabajo, pero también una herramienta emocional poderosisíma; mis mayores recuerdos de la infancia se remontan a escuchar e imaginar. Hoy en día, la industria es una porquería y sin ninguna razón, te encuentras siendo bombardeada por todos; yo temía llegar a mis 40 y perder mi juventud, mi belleza física por miedo a ser criticada, pero lo superé”.

Y agregó. “Es difícil lograr ser alguien en esto, seas hombre o mujer, aunque creo que si yo hubiese sido hombre, hubiese sido más famosa o hubiera podido lograr algo más; sin embargo, nunca sufrí discriminación, tal vez porque cuando empecé, estaba en la banda con mi hermano mayor o tal vez porque siempre he sido una mujer fuerte e independiente; me considero una líder natural y estoy acostumbrada a estar rodeada de hombres, creo que te ayuda a desarrollar un carácter mucho más fuerte y sólido”, aseveró la cantante.

Al cerrar esa plática tan agradable y para dejarnos entrever qué tipo de mujer es, si acaso nos quedaba alguna duda, debatimos entre tres grandes mujeres que han sobresalido en la música a pesar de llevar todo en contra; su respuesta final fue Debbie Harry, la vocalista de Blondie, pues asegura que esta mujer parece ser inmortal, se acepta y se planta en el escenario como ninguna otra y ha dejado huella en los grandes escenarios del rock.

No es una revista, es un movimiento.