102644
Entrevista con Crystal Fighters

Entrevista con Crystal Fighters

Encontrando la suerte en la muerte: Sebastian Pringle de Crystal Fighters.

La música es un universo alterno que esconde sus propias historias que enriquecen la cultura y la convierten en un arte. La mezcolanza que brinda la curiosidad puede llevar a los proyectos musicales a romper etiquetas y establecerse en géneros nuevos. Con un comienzo igualmente increíble hace ya casi una década, Crystal Fighters apareció en la escena musical con un sonido folktronic inigualable, incluyendo instrumentos musicales extravagantes que van desde el ukelele hasta la vasca txalaparta, un instrumento similar a la marimba latinoamericana.

Una tragedia se situó como el elixir de algo importante y tras la muerte del abuelo de Laure Stockley, la integrante de la banda hizo la penosa inspección de sus pertenencias y entre ellas encontró un manuscrito con una ópera inconclusa que llevaba por nombre “Crystal Fighters”; esta se convertiría en el proyecto de vida que llevaría a Laure y compañía a tocar en todo el mundo.

Con la banda como proyecto de sabor personal, entrevistamos a Sebastian Pringle, vocalista principal en la agrupación inglesa, sobre cómo fue encajar en lo que pareciera muy íntimo para Stockley, la razón de la inclusión del bagaje instrumental y hasta la posibilidad de hacer una obra musical basada en esta historia.

everything is my family crystal fighters

“El abuelo de Laure vivía alejado de la civilización en España, en una vieja cabaña. Encontró el escrito y sentimos la necesidad de terminar su obra inconclusa. La banda en sí es un homenaje post mortem para él y para la manera surrealista en que se expresaba. La curiosidad por la cultura latina y lo iberoamericano surgió a partir de ello y nos hemos involucrado hasta en el lenguaje vasco”, señaló.

Los londinenses han absorbido todo tipo de sonidos instrumentales durante sus viajes y se ven reflejado: “Nuestra música es la expresión del alma y en el mundo hay tantos sentires distintos que se siente correcto incluir un poco de todos ahí. Hemos usado instrumentos extravagantes como la txalaparta, el danbolin, el txistu y hasta un ukelele pero también nos apegamos a lo latinoamericano y usamos un instrumento boliviano cuyo nombre no recuerdo ahora; nos hemos involucrado de a poco con el lenguaje igualmente”, comentó Sebastian.

No hay tantas bandas que logren que se libere la serotonina necesaria para comenzar bien el día pero la felicidad y la manera dramática de interpretar en vivo, los ha llevado a pensar seriamente en expandir la marca Crystal Fighters: “Las presentaciones en vivo son muy teatrales y dramáticas, a veces incluimos bailarinas en el escenario, lo que nos ha llevado a considerar la realización de una obra de teatro, un musical, incluso una película con base en nuestras canciones y por supuesto lo llamaríamos Crystal Fighters, el musical”, bromeó.

Con el reciente lanzamiento de su nueva producción de estudio, cuestionamos a Pringle sobre el recibimiento que ha tenido Everything Is My Family a tan poco tiempo de su salida: “Por ahora no hemos podido evaluar los alcances que tendrá pero ha sido bien recibido. Lo importante es que el sonido nos encantó, disfrutamos tocarlo y creo que el público lo nota y no, el nombre del álbum no tiene nada que ver con la historia de cómo nació la banda”, finalizó el vocal.

Visita el Facebook de Crystal Fighters para seguir todas sus noticias.

No es una revista, es un movimiento.