167467
Entrevista con Buscabulla

Entrevista con Buscabulla

Buscabulla: La travesía para volver a casa.

En un momento del panorama musical en el que surgen cientos de artistas cada semana, y estos mismos lanzan material con un ritmo desenfrenado, tomar respiros para madurar y repensar los proyectos se ha vuelto una actividad menos frecuente con el paso de los años. Raquel Berrios y Luis Alfredo del Valle –el núcleo que conforma a la banda  Buscabulla- no solo decidieron pausar su andar artístico, sino que, además, se involucraron en las tareas de criar a su primogénita mientras emprendían el viaje de regreso hacia Puerto Rico, su país natal.

La potencia emocional de dicho proceso desembocó en una serie de nuevas inquietudes que a la postre se convertirían en Regresa, su primer álbum de larga duración que verá la luz del mundo el próximo 8 de mayo. 

Antes del caos en el que nos hemos visto envueltos por culpa del COVID-19, Buscabulla arribó a México para tocar en la edición 2020 de Bahidorá y, simultáneamente, iniciar la promoción de esta nueva etapa para la agrupación. Los ya icónicos Estudios Panoram fueron el escenario para platicar con Raquel y Luis Alfredo, en medio de un ambiente de calma promovido por ellos mismos, algo poco visto en las agendas saturadas de compromisos. 

‘’Desde la llegada de nuestra hija, hemos aprendido a tomarnos las cosas con tranquilidad y a disfrutar cada momento… A valorar los espacios en los que nos sentimos cómodos. Nuestras grandes influencias son artistas que han tardado cinco o hasta diez años para publicar música nueva, y eso nos llevó entender que cada proyecto tiene su ritmo’’.

Hablar de Nueva York es símbolo de creatividad y estímulos constantes; sin embargo, para Raquel y Luis, que han vivido muchos años en la Gran Manzana, era fundamental volver a afianzarse en  Puerto Rico, como parte de esa búsqueda para reconectar con sus orígenes y construir desde ese presente.

‘’Muchas cosas cambiaron al mudarnos a Puerto Rico. Estar en Nueva York implica convivir con artistas de todos tipos, a todas horas; pero al trasladarnos a un pueblo playero como es Aguadillo, esas referencias se sintieron distantes y nos vimos inmiscuidos en un proceso creativo diferente, en el que tuvimos que cavar más hondo para comunicarnos con lo que realmente queríamos. Nos sentimos en un vacío en el que podíamos crear desde cero’’.

Para Buscabulla el punto de inflexión que les dio origen  es difuso; sin embargo, a un paso de convertirse en una banda con 10 años de historia, la definición que dan sobre su propia música no se ha visto alterada: ‘’caribeño futurista’’, un espectro  amplio, incluso en ese vacío en el que pudieron reinventarse sin tantas referencias. 

‘’Nunca hemos sido tan organizados como para establecer fórmulas en la acción de mezclar sonidos de diferentes naturalezas. Al momento de componer teníamos un pie en el mundo anglosajón del funk, el R&B y un poco de lo urbano; mientras el otro estaba en terrenos más tradicionales de Puerto Rico: lo tropical y el bolero, que básicamente eran los géneros de los discos que mi papá escuchaba cuando yo era pequeña’’, explica Raquel, cuyo primer acercamiento formal con la música fue el coleccionismo de vinilos.

‘’Era inevitable que las letras  se vieran afectadas por la emoción de volver a casa; pero no solo se redujo a eso, también fue el estado de forma en el que encontramos a Puerto Rico y a nuestras familias. De repente, pasó del anhelo a una sensación agridulce en la que la gente que tanto queremos, al mismo tiempo es la que nos frustra y con la que más chocamos. Por eso, cuando el tema de la revuelta política surgió en el panorama, nosotros ya teníamos un background de sentimientos que se convirtieron en el eje para comunicar lo que observábamos de la situación’’.

La revuelta política a la que se refiere Luis, es la serie de manifestaciones que se suscitaron en Puerto Rico durante el segundo semestre del 2019, en las que personajes como Bad Bunny, René y Ricky Martin fungieron como estandartes mediáticos, y que buscaban la dimisión del gobernador Ricardo Roselló con motivo de sus actos de corrupción, privatización y desamparo hacia las comunidades afectadas por el huracán que sufrieron dos años atrás. 

‘’En nuestro país tenemos problemas de identidad nacional, un conflicto de amor y odio en el que idealizamos a Estados Unidos como el proveedor de las mejores oportunidades; pero, la realidad es que nadie se quiere irse y dejar atrás su verdadero hogar. El compromiso de toda esa gente era precisamente pelear para que Puerto Rico sea el lugar del que ya nadie tiene que irse’’.

El activismo social de los fundadores de Buscabulla no se limita a su presencia en las marchas, también –en colaboración con Ani Cordero- han impulsado PREGONES, una iniciativa para alivianar artistas independientes en estado de incertidumbre luego de toda la crisis económica.

‘’Como en toda América Latina, en Puerto Rico, el arte y la cultura siempre son los primeros rubros en sufrir recortes presupuestales. Por eso creamos PREGONES, a manera de protocolo para mantener activa la escena local. Es nuestro granito de arena’’.

A expensas de lo que pase cuando lo escuchemos, Regresa de Buscabulla puede ser la síntesis de por qué la música latina se ha vuelto tan llamativa para el resto del mundo, una bomba creativa con la fuerza de los ritmos que caracterizan esta región y la contundencia discursiva de la solidaridad, en un contexto que nos tiene contra las cuerdas. La esperanza como acto disruptivo, a través de la expresión artística.

No es una revista, es un movimiento.