84740
Entrevista con A Place To Bury Strangers #Nrmal2016

Entrevista con A Place To Bury Strangers #Nrmal2016

Un lugar para enterrar el odio en una plática con A Place To Bury Strangers.

Él, instalado en algún hotel de Nueva York. Yo, instalado en algún lugar de mi sillón. Así fue como Indie Rocks! logró charlar un poco con Oliver Ackerman, vocalista de A Place To Bury Strangers, acerca de su mas reciente álbum, Transfixation; este fue grabado y producido por la banda misma, siguiendo el lema del "Do It Yourself", lo que incluso los llevó a construir sus propios pedales de efectos.

Tratando de capturar cómo suenan en vivo, persiguieron ese resultado final durante todo el proceso de grabación, odiándose un poco en el transcurso, llevando casi al límite su convivencia en el estudio; fricción que siempre ha sido buena en el plano creativo dentro de una banda (aunque después terminen detestándose). Con una voz serena, Oliver nos cuenta algo acerca del odio en su banda.

"En términos de inspiración, tal vez tenemos una tendencia a hablar más acerca del odio en nuestras canciones, pero es al mismo tiempo una manera de empujar ese odio hacia afuera, tenerlo encerrado en canciones y sacarlo de esa forma de nuestro sistema; de otra manera nos estaríamos matando el uno al otro. Las canciones son el lugar perfecto para enterrar esas emociones", aseguró.

Con una de las mejores reputaciones en shows en vivo, gracias a una furia mostrada al tocar sus instrumentos, A Place To Bury Strangers da la impresión de no esconder nada. No se preocupan por nada. Entregan todo en el escenario, incluyendo sus instrumentos, los cuales han aprendido a reparar ellos mismos, de los destrozos que les causan en cada presentación; pero ¿cómo lograr capturar eso en Transfixation?

"No puedes planear las altas y las bajas en la carrera de tu banda, lo único que puedes hacer es entregarte, hacer las cosas con pasión y esperar tener resultados. Para mí es más importante tener la pasión por hacer las cosas que preocuparte por tal o cual situación que no puedes realmente resolver. El último disco es como una experimentación, una exploración hacia lo que hacemos en vivo. Tratamos de capturar esa parte del show en el disco, en nuestros shows. No nos importa lo que nos haya pasado por la mañana, siempre tratamos de que sean intensos, que tengan algo que mueva a la gente desde adentro", nos platica el sereno pero no moreno vocalista.

Transfixiation A Place To Bury Strangers

Y como después de la tormenta siempre llega la calma, también los de A Place To Bury Strangers se lanzan a buscar un lugar tranquilo, un lugar para enterrar esos extraños deseos de autodestrucción que los invaden.

"Una parte interesante de esta carrera es que cuando te cansas un poco de ese estilo de vida y destrucción en la carretera, puedes regresar a casa y es un poco como empezar de nuevo. Regresas a componer canciones, a tener un poco de tranquilidad e inspiración, cargar energías. Me encantan las dos partes: tocar en vivo y componer canciones; las dos son complementarias para volver a estar emocionados con nosotros mismos y con la banda", nos cuenta el vocalista.

Con algunas reseñas no del todo buenas para su nuevo álbum, queda claro que lo que a ellos  les importa es hacer la música que les gusta: rock 'n' noise. Y seguirá siendo así mientras lo puedan hacer; complacerse primero a ellos para seguir dándolo todo en los discos y en los shows.

"Mi canción favorita del último álbum es 'I Will Dieporque es la que tiene el sonido más loco, y en la que por fin logramos desarrollar ciertas técnicas de grabación. Además, logramos capturar realmente el ánimo correcto y el momento exacto donde se estaba dando cierta magia en ese espacio de sonido. Me gusta todo tipo de música, me gusta cierto tipo de pop también, pero con esta banda vamos a tratar de morirnos en la raya con el rock 'n' roll. Me atrae esa actitud en los grupos que me gustan y con nosotros yo creo que se desharía la banda antes de que toquemos pop", concluye. Así finaliza la charla con el furioso y pacífico Oliver.

A Place To Bury Strangers se presentará en la edición 2016 del Festival Nrmal.

No es una revista, es un movimiento.