Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

116943
The Get Up Kids + Canseco en Bajo Circuito

The Get Up Kids + Canseco en Bajo Circuito

Diego
Figueroa

30/Ago/2017

Detalles

Organización

Producción

Ambiente

Lugar

Foro Indie Rocks!

Artista(s)

Sonidos de una adolescencia perdida.

¿Por qué esperar a que llegue el viernes para tener la mejor noche de tu vida? Seguramente eso fue lo que pensamos todos quienes asistimos ayer por la noche (sí, en martes) a Bajo Circuito para la presentación –por primera vez en México– de The Get Up Kids.

Fue una de esas ocasiones en las que todo se alinea. Después de una taza de café y una charla sustanciosa, tuve que luchar contra la lluvia y el tránsito de la ciudad para llegar a la cita. Aún tenía tiempo. Los pormenores del viaje por la urbe no hicieron más que aumentar mi ganas por llegar al foro y disfrutar lo que estaba por suceder.

Ya en el sitio –y con mi sello felizmente impreso en la muñeca izquierda– pedí una cerveza y busqué un lugar tranquilo. Tomé asiento. Canseco estaba ya en el escenario y con el recinto a media capacidad se apoderaron de la tarima y nos regalaron temas como “Todo está mal”, “Me salvaré” y “El tiempo y la ciudad”. Para ser sincero he de decir que el público se mostró apático e incluso se llegó a sentir un ambiente de indiferencia por un momento. Pero eso no bajó el ánimo de los de Tijuana ni por asomo. Cerraron con Sentado aquí” y al final el público respondió con muestras de cariño y aplausos que levantaron nuevamente la energía.

Venía el intermedio.

Dentro de los asistentes podían reconocerse rostros como los de Aldo Camacho (Tungas), Gastón Peligro (Lng/SHT) y Josué Guijosa (Kill Aniston), quienes con el resto del público esperaban a la banda originaria de Kansas City. La gente aprovechaba el stand by para checar sus celulares y cambiar la botella vacía por una nueva o salir a fumar. Poco a poco llegaban más personas y el espacio se reducía más a cada minuto.

Las diez con siete marcadas en el reloj. Se escuchó una guitarra y el show empezaba: 22 years, Mexico City. We are The Get Up Kids, fueron las primeras palabras de un Matt Pryor que ya refleja sus casi cuarenta años.

Personalmente, The Get Up Kids es una banda que marcó mi vida desde que escuché por primera vez su Something to Write Home About y quizá por eso esperaba una respuesta mucho más calurosa y eufórica por parte del público y los invitados a este show. Tal vez se me olvida que ya no estamos en la primera década de los 2000 y mi etapa emo sale a flote, pero si contemplamos que estábamos frente a la banda precursora de todo un movimiento, razón por la cual en algún momento James Suptic (guitarrista de la banda) pidió perdón, pienso que no estoy exagerando.

En fin, la noche me fue magnífica. Cantar junto con ellos y los cientos de asistentes temas como The One You Want, Valentine, No Love, Last Place You Look, "Walking On A Wire" y el clásico “I’ll Catch You (La canción con la que Mark Hoppus le propuso matrimonio a su actual esposa), fue una experiencia única, una que me llevó a revivir recuerdos de mi gloriosa adolescencia en la que era un simple joven atormentado por el amor prematuro y la música pop-punk.

Cerraron con Ten Minutes y sí, en el último set de su presentación nos deleitaron con Close To Me y Beer For Breakfast (corees de The Cure y The Replacements respectivamente).

Apenas las once y media de la noche, la lluvia seguía mojando el pavimento y con el corazón ardiendo en mi pecho, el camino a casa fue simplemente perfecto.

No es una revista, es un movimiento.