127421
Jamiroquai en la Arena Ciudad de México

Jamiroquai en la Arena Ciudad de México

Diego
Figueroa

11/Abr/2018

Detalles

Organización

Producción

Ambiente

Lugar

Arena Ciudad de México

Artista(s)

El regreso del "Vaquero Espacial", Jamiroquai a la CDMX.

Con el motivo de presentar su nueva placa de larga duración Automaton, Jamiroquai tuvo un gran regreso a la CDMX, pues luego de cinco años de no visitar nuestra ciudad, anoche ofreció un concierto de mucha calidad en la Arena Ciudad de México. La zona aledaña era caótica, pues la lluvia caía consistentemente y el tránsito lento de los automóviles enloquecía a aquellos fanáticos que aún no llegaban al recinto de la Avenida de las Granjas.

Las luces se apagan, poco a poco sale cada integrante de la banda a tomar su posición sobre el escenario para darle paso a Jay Kay, “el rey blanco del funk”, cuya corona luminosa y vestimenta fluorescente resaltaba a lo lejos, dejando todo listo para iniciar a bailar con “Shake It On”.

La gente recibe el segundo tema con euforia, pues las palmas sonaron constantemente al ritmo de “Little L”, sin embargo aún los cuerpos no se soltaban lo suficiente para perder todo pudor sobre la pista de baile. La odisea del funk sigue, pues “Main Vein” nos lleva de vuelta 17 años atrás, cuando este tema sonaba en nuestro discman y traía de vuelta la música disco a nuestros oídos.

Un momento suave de acid jazz llega de la mano de “Space Cowboy”, donde la actuación de Paul Turner en el bajo fue destacable, por otra parte, los efectos visuales proyectados y las luces intermitentes brindaban un espectáculo atractivo. Si el baile no había sido suficiente, “Alright” nos ambienta como si estuviéramos en una discoteca gigante.

Momento para escuchar más canciones del nuevo disco: “Cloud 9”, “Superfresh” y “Automaton” fueron los temas presentados y tocados por primera vez en nuestro país, ofreciendo arreglos electrónicos mucho más espesos de lo que estábamos acostumbrados a escucharle a la banda, sin embargo, la gente ya bastante ambientada se veía disfrutarlos bastante.

Esta fiesta tuvo de todo, pues el ambiente carnavalero se sintió al ritmo de “Use The Force”, “Cosmic Girl” encendió la garganta de gran parte de los asistentes y “(Don’t) Give Hate a Chance” generó brincos, gritos y un sin número de movimientos cadenciosos entre los asistentes. La verdad es que cada músico en el escenario tocaba de manera admirable y era fantástica la sinergia entre ellos que creaba estas pistas tan bailables.

“Runaway”, “Canned Heat” y “Love Foolosophy” concluían este show con gran fuerza, pues a donde uno volteara a ver, el público se veía bailar, cada uno con su propio estilo e intensidad, tanto los adultos jóvenes que recordaban escuchar a Jamiroquai en su adolescencia, como las nuevas generaciones que se cautivaron con la más reciente producción de los ingleses.

Jamiroquai sale del escenario, la gente pedía una canción más encendiendo la lámpara de sus celulares, creando un hermoso mosaico luminoso a lo largo y ancho del recinto. La banda regresa y agradece al público mexicano, sonriendo con admiración por lo que sus ojos veían, finalizando este buen concierto con “Virtual Insanity”.

Y es así como nos fuimos, sonriendo por el show que Jamiroquai trajo a nuestra ciudad, a la par que “Loser” de Beck sonaba en los parlantes y en nuestras gargantas, bonito momento que trajo a nuestra memoria nuevamente lo bien que la pasamos este fin de semana en Ceremonia.

REDACCIÓN:

Daniel
Reyes

FOTO:

Diego
Figueroa

No es una revista, es un movimiento.