Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

157080
Floating Points — Crush

8

Floating Points
Crush

Ninja Tune / 2019

Artista(s)

Floating Points

Floating Points: música hecha con neurociencia para curar el alma.

La música electrónica es un abismo de posibilidades que nunca deja de sorprendernos. Músicos de todas partes buscan en cada rincón sonidos para crear nuevas experiencias sonoras. Floating Points es el proyecto de Sam Shepherd, el cual tal vez ubiquen por el disco Elaenia, el cual fue uno de los mejores del 2015. En Crush, su nuevo LP, nos enseña que su capacidad creativa sigue mejorando y su curiosidad experimental no deja de sorprender y tal vez esto se deba a su doctorado en neurociencia, lo cual ya es lo suficientemente llamativo para querer escuchar su música. Debe saber que sonidos estimulan el cuerpo y el cerebro, ¿no? Bueno, lo descubrirás escuchando su música.

Crush, es un álbum experimental, con inclinación hacia lo melódico, más oscuro y sentimental que sus trabajos previos. Acá, se nota el crecimiento musical de Shepherd y sus ganas de explorar otros campos sonoros, de ahí que al álbum le falte cohesión, gracias a la diversidad de sonidos que ha buscado añadir, porque hay canciones en las que puedes mostrar tus mejores pasos de baile en algún festival o concierto y otras que son para relajarse y dejar que tu mente divague y otras que son experimentación pura.

En los picos bajos, Shepherd va uniendo cada pieza de manera cuidadosa, en ocasiones, sin querer dar un paso en falso y con calma deja fluir sus emociones; en los picos altos crea caos, donde sus canciones mutan de manera compulsiva y en el punto medio, techno puro para bailar. Es un disco con muchos matices, los cuales muestran los distintos caminos que transita su mente. Esto siempre tiene un acierto y error. Experimentar es bueno, pero a veces el resultado no es el mejor. En este caso, lo es en su mayoría por la capacidad creativa de Shepherd, pero le falta decidir qué tipo de música quiere ofrecer. Debería de centrarse en un género a la vez para explorar todas sus posibilidades.

¿Qué escucharás? La base es techno que lleva a un poco de acid techno hasta pasajes de ambient y drum and bass. Esto a veces ocurre en la misma canción como en "Anasickmodular". Por otra parte, usa en ocasiones instrumentos de cuerdas, aire y piano para darle una nueva dimensión a las canciones. Una inclusión peculiar que se integra orgánicamente a las secuencias de sonidos como en "Falaise" y en "Requiem for CS70 and Strings". También hay canciones más tradicionales como "Last Bloom" o la techno "LesAlpx", que están hechas para ser bailadas. En "Bias" y "Environments", llegamos al caos compulsivo. Al final del trayecto, viene la calma con bellas y relajantes melodías de sintetizador en "Birth", "Sea-Watch", "Apoptose, Pt. 1" y "Apoptose, Pt. 2". Es casi literal una montaña rusa. Una muy divertida a la cual querrás subirte varias veces.

Crush es un gran álbum de electrónica para todos aquellos que gustan de escuchar un poco de experimentación. Shepherd nos entrega un trabajo sólido e interesante, con pequeñas fallas en su afán por querer incorporar cada idea que se le ocurrió en un determinado momento, pero que con el tiempo irá puliendo. Floating Points puede ser uno de los nombres importantes de la electrónica en un futuro. Con el tiempo se irán consolidando sus ideas y esto solo significa algo: mejor música para nuestros oídos. Así que prepárate para escuchar un gran álbum y dejar entrar a Floating Points en tu biblioteca musical, si aún no lo ha hecho con Crush (escucha después sus primeros dos álbumes).

No es una revista, es un movimiento.