Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

18092
El segundo de Villagers

El segundo de Villagers
El segundo de Villagers

/

Artista(s)

18/Ene/2013

Villagers
{Awayland}
Domino
2013

Conor O'Brien sabía que las expectativas para {Awayland} eran muy altas después de que su álbum debut (Becoming a Jackal) fuera nominado al Mercury Prize. Pero no permitió que eso lo abrumara o lo distrajera, y se enfocó en buscar formas diferentes de expresar sentimientos y emociones en su segundo material.

{Awayland} es un álbum construido con poesía y con historias contadas con palabras cuidadosamente escogidas. O'Brien comenta en una entrevista -disponible en Youtube-, que éste es un disco visual: las letras solamente están ahí para describir las imágenes que él tenía en mente transmitir.

La introducción es "My Lighthouse", una melodía dulce y al mismo tiempo tenebrosa que deja ver el lado oscuro de O'Brien:  “And we'll beat the ghost with our bare hands and we'll skin the corpse”. La canción termina con: “And I'll save all my stories for thee”. La palabra thee es una forma antigua del idioma inglés para decir you, esto nos da una idea de lo clavado que está  este artista irlandés con la literatura y la poesía.

"The Waves" es un experimento acústico/electrónico que comienza con unos sonidos intermitentes estilo clave morse y poco a poco se convierte en una deliciosa melodía  que culmina dramáticamente con sonidos electrónicos acompañados de una intensa batería. "Judgment Call" es la más poperona de la placa, sonando un poco a Cold Play en ciertos momentos, pero sin salirse nunca del marco poético/indie/folk. "The Bell" con sus arreglos orquestales que la hacen parecer soundtrack de película y "Passing a Message" con su jazzecito sensual,  confirman las ganas de O'Brien por meterle a éste álbum una rica variación de matices.

Totalmente aparte y brillando con luz propia está "Nothing Arrived". Palabras tristes y llenas de significado acompañan una melodía tan melancólica como esperanzadora: “I waited for Something, and Something died, so I waited for Nothing, and Nothing arrived”.Una verdadera maravilla agridulce. Me atrevo a decir que es la mejor rola que ha hecho la banda en toda su trayectoria.

{Awayland} es un álbum considerado por algunos como algo exagerado y sobrado de palabras bonitas.  En mi opinión, la imaginación jamás sale sobrando y O'Brien se ha asegurado de inyectarle suficiente a este disco. La chispa de la creatividad enciende cada tema  demostrando los extensos conocimientos musicales y literarios de este gran artista, quien sabe escoger sus palabras tan bien como un Peter Doherty o un Leonard Cohen. Es un mensajero y nos quiere contar muchas historias que nos harán sentir muchas cosas si escuchamos con atención. Un disco que perfila para entrar en las listas de los mejores del año.

Nothing Arrived

No es una revista, es un movimiento.