Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

150886
Divino Niño — Foam

8

Divino Niño
Foam

Winspear / 2019

Artista(s)

Divino Niño

Foam: álbum que destaca por lo refrescante, dulce e ingenioso.

No es novedad que a nivel global se está viviendo una invasión de la cultura Latinoamericana que está siendo recibida con los brazos muy abiertos. Desde el sencillo “Despacito” el cual fue compuesto por el puertorriqueño Luis Fonsi, hasta todo el fulgor que han causado artistas como Bad Bunny y J Balvin, además de la popularidad de medios como Remezcla, es evidente que el movimiento latino está en auge a nivel mundial. 

Y no solo en el lado del género urbano, este un fenómeno que toca a diversas ramas de la música, como es el caso de Divino Niño. Agrupación con origen colombiano que recientemente publicó su álbum titulado Foam, en donde mezcla sus influencias latinas con dream pop y rock psicodélico, dando como resultado una producción realmente agradable llena de coros memorables y letras ingeniosas en español e inglés. Este es un álbum que cuenta con –por lo menos– un par de temas que se te van a quedar pegados por varias semanas de una forma bastante placentera. 

La presencia del idioma español en todo el álbum es menor, pero los temas que comparten estas características son de los que más resaltan. En primera instancia se presenta la canción “Quiero”, una bonita balada en donde las influencias hispanas son evidentes, pero la mezcla tiene tendencias musicales modernas como dream pop y neo psicodelia combinadas con memorables letras.

Por otro, lado está la canción “Maria”. Un contagioso tema de desamor que probablemente sea de los más destacados en todo Foam. La melodía es bastante melosa y absorbente, además de que el sonido de la instrumentación destaca por la producción pues termina por sentirse muy cálido. Aunque esto es algo característico de todo el álbum, esta es la pieza que me hizo empezar a notarlo y era de esperarse pues se involucró a Paul Cherry, Colin Croom de Twin Peaks, y Matt Roberts de Mild High Club a la hora de producir este material de larga duración. 

Otro de los cortes que más disfruté en esta reciente  producción de Divino Niño fue “Melty Caramelo” el cual es un himno al ácido que se representa en una ingeniosa lírica adornada por muchos de los atributos que comparten todos los temas del álbum, pero haciendo la aclaración de que nunca se siente repetitivo y eso le otorga una energía muy refrescante. 

En general Foam se separa muy bien dentro de otros lanzamiento de géneros similares y no solamente por el toque latinoamericano pues en general las melodías son realmente memorables, la instrumentación en conjunto es contagiosa y las letras son algo que se puede disfrutar bastante. Todo termina por ser una experiencia musical muy digerible, pero nada aburrida. Como un perfecto álbum de verano.

No es una revista, es un movimiento.