36646
Little Boots: Día de Muertos, noche de taconazo

Little Boots: Día de Muertos, noche de taconazo

Viridiana
Lazarini @vir_y

02/Nov/2013

Detalles

Organización

Producción

Ambiente

Lugar

El Plaza Condesa

Artista(s)

Frente a un publico mayormente disfrazado con la excusa del Día de Muertos, Little Boots ofreció sin cabida para la duda, uno de los mejores y más enérgicos sets de electrónica en la va y quedará del año laboral del Plaza Condesa. Presentando su show Discoteque, la originaria de Blackpool durante una hora tuvo a sus pies a un público bailarín, sonriente y sobre todo entregado.

Fue cuando llegaron las 21 hrs que la música en vivo dio inicio, en este caso con el dúo Yip Deceiver compuesto por Davey y Nick de Of Montreal. Con un set de synthpop que pasó sin pena ni gloria, los originarios de Athenas, Georgia no lograron realmente atrapar la atención del publico que estaba más concentrado en comparar disfraces o tomarse fotos entre ellos, pero bueno, sí ya han visto a Chromeo, M83 o Youth Lagoon, no se perdieron de mucho, sino es que de nada.

Por fin, tras rato de expectativa y especulación, Victoria Christina Hesketh regresó a nuestro país con un concepto que mezcla su voz y actuación en vivo más sus famosas presentaciones como DJ; acompañada por otros dos personajes en las consolas, Victoria fue recibida con una ovación y griterío que, entre que salió con una sudadera y máscara de esqueleto, y abrió su presentación con “Stuck on Repeat” un memorable panorama de brazos al aire y luces intermitentes se postró frente a la cantante.

El show Discoteque de Little Boots prescinde de instrumentos “reales” como batería o guitarra, pero hace perfecta mezcla de las maquinaria sobre el escenario ya que verdaderamente se mezcla y programa en vivo, contando con la delicada e hipnotizante voz de Victoria. Arreglos más orillados al disco que al techno le dieron energía y continuidad a los temas de las únicas dos producciones del proyecto, sumadas a sencillos y hasta un tributo a Donna Summer con todo e imágenes de Giorgio Moroder a quien en este país ya alucinamos gracias al Corona Capital.

“Supersitious Heart”, “Shake” y el cierre “Headphones” fueron en definitiva los mejores segmentos de la presentación, aunque es de resaltar el continuo contoneo de un Plaza Condesa casi en lleno total. Con las manos formando un corazón y una sonrisa de oreja a oreja, la diminuta productora británica se despidió de nuestro país al ritmo de “¡Botitas! ¡Botitas! ¡Botitas!” 

{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}

REDACCIÓN:

Diego
Álvarez

FOTO:

Viridiana
Lazarini @vir_y