Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

135048
Aphex Twin — Collapse

10

Aphex Twin
Collapse

Warp Records / 2018

Artista(s)

Aphex Twin

Collapse: Declaración por la innovación musical del siglo 21.

La carrera musical de Richard David James, mejor conocido como Aphex Twin, es una montaña rusa de experimentación e innovación tecnológica dentro de la producción musical. Su nuevo trabajo, Collapse, es una producción de 28 minutos de duración dividida en cinco tracks que demuestra porqué es considerado el productor musical más talentoso e influyente de nuestra época.

Con una mezcla de sonidos que son reclutados desde el techno, Aphex Twin propone una historia musical en la que los sonidos permitan ser disfrutados dentro de la pista de baile, pero sin abandonar su pretensión de deconstruir el sonido para que cada uno de ellos opere independiente y sin la necesidad de ser seguidos por un baile frenético.

28 minutos son suficientes para desarrollar la postura sonora que el productor inglés quiere seguir en su –nunca finalizada– experimentación sonora. Desde la serie de canciones que fueron lanzadas por medio de SoundCloud, fue inmediato el nuevo enfoque que su música seguiría, separándose, así, de Syro y del Cheetah. La razón para moverse de sonido no es nueva ni debería de sorprender a los seguidores de su música, pues muestra su compromiso por desenvolver nuevas capas musicales por medio de nuevos hallazgos en su proceso creativo.

Crear una línea del tiempo en la que se inserten cada uno de los trabajos de Aphex Twin, es demostrar que siempre se ha colocado a la vanguardia dentro de la música electrónica.

Entonces, ¿Cuál es el aporte de un EP como Collapse?

Collapse es desencadenar una nueva oleada de sonidos hipnóticos que permita a los productores musicales reencontrarse con el origen sonoro del techno y el acid, pero sin llegar a ser un homenaje del rave como tal sino una profundización sonora de este medio. Dicho en otras palabras, su música nos muestra una reconstrucción de la visión sonora y artística que existía en sus primeros acercamientos al mundo de la música electrónica a finales de los 80 e inicios de los 90, un medio en el cual el sonido se entrelazaba con los humanos.

El primer single “T69 Collapse” es el más agresivo de todos los tracks del EP. Por medio de capas sonoras que se intercalan entre sí, permite que la pieza musical no sea lineal, sino que contenga, dentro de sí, diferentes variantes si se sigue individualmente cada capa sonora. Si pensamos en una imagen, es como si dentro de una misma carretera tuviésemos distintos caminos que convergen entre sí, que se cruzan y que, además, llegan al mismo puerto. La canción abre el EP, por lo cual, no es de extrañar, que sea algo hecho premeditadamente para condicionar al escucha al sonido al cual se va a enfrentar durante los siguientes veinte minutos.

“1st 44”, la segunda parada dentro de este viaje musical. La pieza se nos presenta como una continuación del camino que se traza dentro de la primera canción. Solo que, en esta ocasión, se elimina la posibilidad de seleccionar camino y Aphex nos da la pauta que se ha de seguir. A diferencia de la agresividad de la primera canción, este track es mucho más digerible y conecta con la necesidad intrínseca de llegar a la pista de baile como representante del sonido deconstruido.

Justo a la mitad del EP, se devela la canción más hipnótica de toda la placa musical. Este año Aphex Twin ya había tenido problemas con el nivel hipnótico de su música, pues el video promocional de su primer sencillo fue censurado de la televisión por no superar las pruebas para evitar ataques epilépticos.

Con este track el camino ya tomó forma y comienza a unirse dentro de su propuesta musical, con un acompañamiento vocal muy tenue y un sonido que disminuye su velocidad, permite al escucha relajarse y dejarse llevar por el sonido. Para entrar en trance y, así, ser absorbido por el mundo sonoro de Aphex Twin. Para este momento el escucha se encuentra sumergido dentro de la propuesta musical y no hay forma de no continuar con el viaje auditivo.

Si con el track pasado habíamos cedido nuestro cuerpo y mente al trabajo de Aphex Twin, con “abundance10edit[2 r8's, fz20m & a 909]” encontramos el clímax del álbum. Con un acompañamiento vocal marcado por una serie de mensajes codificados y un sonido mucho más lento y seguro; este track es el punto nodal para entender el desarrollo musical, más allá de los géneros que se hacen presentes y permite dilucidar la razón por la cual el británico es considerado el productor musical más talentoso actualmente.

El cierre del álbum es también la canción más floja de todo el EP. Si bien continua con la construcción sonora que el álbum tiene, es un retorno a la primera pieza para mantener un loop que intersecta cada una de las composiciones anteriores, pues retoma elementos de cada una de las cinco canciones y las transforma en el cierre aceptable para un EP que es un statement sobre la innovación sonora y el nunca abandonar la experimentación musical.

28 minutos de duración es todo lo que se necesita para presentar uno de los discos más propositivos del año. No es necesario que un disco tenga una larga duración para ser considerado una pieza maestra, eso queda claro cuando te insertas dentro del mundo que Aphex Twin construye en Collapse.

El avance tecnológico también nos permite desarrollar sonidos que antes no hubiesen sido posibles. El trabajo del artista es reconocer estas posibilidades para construir nuevas propuestas sonoras que se muestren como parte de la evolución musical. Aphex Twin lo hace una vez más y como prestidigitador nos disecciona y muestra una nueva forma de producir sonidos que tengan dentro de sí una declaración por la innovación musical.

No es una revista, es un movimiento.