60865
Vetusta Morla: De la deriva a la cima internacional

Vetusta Morla: De la deriva a la cima internacional

Una de las agrupaciones más especiales de España nos visitó de nueva cuenta hace unos meses para presentar su más reciente producción, La Deriva; primero en una larga gira con Zoé y posteriormente en tres presentaciones estelares que dejaron más que triunfal a Vetusta Morla.

Pocas bandas pueden jactarse de decir que han tocado más veces en un país extranjero que en el suyo. En el caso de la agrupación madrileña, desde la primera vez visitó nuestro país no ha parado de regresar, acumulando ya siete ocasiones.

“Nos sentimos muy bien en México, no solo por la cuestión cultural y el idioma que nos une, sino por su gran diversidad. Cada vez que venimos obtenemos una mejor respuesta", contó Juanma Latorre, encargado de la guitarra y teclados, en entrevista para Indie Rocks!

Tan solo en su reciente visita al Teatro Metropólitan, Vetusta Morla fue recibida por más de 2,000 almas que corearon al unísono todas sus canciones. Esto no quiere decir que fue fácil y mucho menos por arte de magia, pues en su primer visita no les fue como lo pensaban, aunque ahora lo recuerdan con humor.

“La primera vez tocamos en Puebla antes del D.F. En esa ocasión cayó una lluvia torrencial y el lugar en donde íbamos a tocar no promovió el show, por lo que no había nadie y tuvimos que salir a invitar a las personas que iban pasando para que entraran a vernos”, dijo entre risas el carismático Juan Pedro Marín, alias Pucho.

Además de que los álbumes Un día en el mundo (2008) y Mapas (2011) fueron galardonados con varios premios por sus altas en ventas en España, su nuevo disco, La Deriva, los terminó de posicionar como uno de los nombres grandes que vienen de Iberia.

“Cuando hicimos el disco todos estábamos pasando por tiempos un poco complicados, tanto personales como existenciales, por ello el sonido tomó una dirección más introspectiva”, contó Guillermo Galván, también guitarrista del sexteto.

En este material, Vetusta Morla decidió hacer lo que no había hecho antes: salir de su zona de confort y entregar un álbum diferente a los anteriores, hecho que se puede constatar en lo denso de su música y lo directo de sus letras.

“A la hora de grabar La Deriva se trabajó un poquito más individual a como grabamos Mapas. En lugar de probar ideas en un cuarto, cada quién llegó con algo y lo fuimos construyendo. Las capas de sonido que suenan son producto de un trabajo parejo de tocar, grabar, editar y retocar. Tal vez suene frío, pero fue algo muy natural” dijo Álvaro Baglietto, encargado del bajo.

Los tintes sociales también se hacen presentes en temas como “Alto” o “Golpe Maestro”, los cuales fueron bien manejados por los españoles, que lo hicieron de una forma diferente y sin ser tan explícitos en sus mensajes. Actualmente, Vetusta Morla es una de las agrupaciones más encaminadas hacia estos temas y para muestra están los conciertos que realizó junto a la Orquesta Sinfónica de la Región de Murcia en el 2012 con el objetivo de recaudar fondos para la restauración del conservatorio Narciso Yepes de Lorca.

“Creo que lo que nos ha mantenido juntos es que no nos preocupamos demasiado por lo que nos falta o lo que va a pasar. Simplemente hacemos música porque nos gusta y así va a seguir siendo”, platicó David García, alias Indio, encargado de la batería.

Ya son más de quince años de carrera, tres álbumes, miles de kilómetros recorridos, distintos países visitados y miles de personas complacidas. A pesar de ser una agrupación numerosa, ha sabido mantenerse a flote y unida a pesar de las difíciles circunstancias que se le han presentado en el camino, lo que demuestra su gran capacidad tanto artística como humana.

“Por ahora regresaremos a España y tenemos la intención de realizar presentaciones en foros más grandes, tal vez unos Palacios de los Deportes. Sentimos que estamos preparados para hacerlo”, concluyó Guillermo con decisión y entusiasmo.

No es una revista, es un movimiento.