120859
MUTEK.MX 2017: Entrevista con Damián Romero

MUTEK.MX 2017: Entrevista con Damián Romero

13/Nov/2017

Renovarse o morir.

Si bien es cierto que MUTEK siempre se renueva, la edición 14 se reinventó dos veces en un año, esto debido a que los temblores del 7 y 19 de septiembre nos movieron el mundo a todos. Y aunque a muchos de nosotros solo nos quedaron secuelas psicológicas, mal vibre por los temblores venideros y pavor a que suene la alerta sísmica en cualquier momento, a otros todavía les falta un largo camino para la reconstrucción de lo que eran sus vidas antes de esta tragedia.

“Después del terremoto la renovación del diseño original que teníamos fue obligatoria y lo fue en un periodo de tiempo muy corto. Este festival será la renovación de la renovación. También hay un tema importante: el próximo año cumplimos 15 años, entonces muchas de nuestras decisiones tienen que ver con las ideas que tenemos para esta celebración”, mencionó Damián Romero, director general del festival.

A unas semanas del festival con varios de los venues que originalmente iban a ocupar cerrados y la imposibilidad de algunos artistas por reagendar su presentación en las nuevas fechas ¿Cómo les ha ido para encontrar otros lugares donde hacer los eventos programados y para encontrar artistas sustitutos para los shows?

“La mayoría de los artistas se han manifestado con el espíritu de ayudar, hay una empatía muy grande hacía lo que sucedió y a lo que estuvimos sujetos a hacer. Tuvimos suerte de que la mayoría de las ideas originales se conservaran porque con los cambios el golpe pudo ser más duro. Un par de locaciones se dañaron como el Polyforum Siqueiros que entró en un proceso de reconstrucción y era imposible usarlo. Tuvimos que actuar rápido en procesos muy burocráticos y ha sido todo un reto,pero lo más importante es darle al público la experiencia que tiene que vivir”.

Ante la saturación de conciertos y eventos masivos en la Ciudad de México algunos festivales como Pa'l Norte o Coordenada están actuando como un parteaguas para descentralizar los eventos culturales en nuestro país ¿Por qué crees que la mayoría de estos eventos no se llevan al interior de la república?, ¿tienen planes para hacer alguna edición fuera de la Ciudad de México?

“Los mercados en provincia han sido más vulnerables y volubles, era muy arriesgado por el comportamiento que se tenía por ejemplo: en Guadalajara con lo relacionado a la música electrónica, se generó una cultura que por un lado es muy positiva de llevar a la gente de manera gratuita los eventos y por eso es una de las ciudades más activas en cuanto a espectáculos en espacios públicos, pero eso no permitía que los promotores cobrarán, porque la gente no lo pagaba".

Al parecer ahora el consumo comenzó a desarrollarse y ha hecho que los festivales muevan sus infraestructuras para hacer eventos. En Monterrey la violencia terminó por un tiempo con la vida cultural, luego vino un resurgimiento con festivales como Pa'l Norte o Hello Festival. "Nosotros no estamos cerrados llevar el MUTEK a otros estados y de hecho ese es uno de nuestros planes a futuro, desarrollar actividades en otras localidades y en otros espacios”, explicó Damián.

Las oficinas desde donde se planifica el MUTEK, están en la esquina del edificio que se derrumbó sobre la avenida Álvaro Obregón, en la Colonia Roma. Por lo que Damián decidió crear una serie de recompensas para que al comprar tu boleto ayudes a los damnificados por los sismos. Las recompensas van desde una cena con artistas, hasta experiencias completas dentro del festival. La ayuda será destinada a Fondo Semillas y Bio Reconstruye, además se le dará seguimiento a los recursos para que lleguen a quién más los necesita.

“Por todo lo que sucedió y lo que vivimos aquí en la zona cero tuvimos que pensar en desarrollar una estrategia que nos lleve a conectar con gente en la que podamos confiar y que sabemos que está realizando acciones específicas para repartir la ayuda. Por eso, la primera fase que desarrollamos fue para los pasaportes y los abonos nocturnos: de ahí donamos el 30% a Bio Reconstruye. Para la segunda fase creamos beneficios para vivir la experiencia completa del festival. Y para la tercera fase, detonaremos información sobre quiénes continúan desarrollando acciones particulares. Todo con una estrategia de continuidad”.

En cuánto a los artistas que no pudieron reagendar y los espacios que se tuvieron que cambiar los organizadores del MUTEK tuvieron que pensar y actuar rápido, los retos a los que se enfrentaron para realizar esta edición en medio del caos es admirable y la forma en la que consiguieron artistas de remplazo debería ser más que suficiente.

“Cuando tuvimos claridad de las agendas de los artistas confirmados empezamos a buscar a otros que podían ser parte del festival y nos dimos cuenta que todo de una manera medio cósmica se fue acomodando. Entre los artistas que se integraron están: Kelly Lee Owens y Nina Kraviz, que como mujeres representan la parte de la equidad de género. Además de Push 1 Stop que también vienen y reconfirmaciones de gente como Chloé”.

Debido a la serie de cambios que sufrió el festival tras los sismos, en las redes sociales de MUTEK se leía a varias personas inconformes con los cambios de artistas y espacios que se tenían programados, ¿qué te gustaría decirle a estas personas?.

“Creo que si alguien no entiende lo que sucedió no es bienvenido al festival. Hay que entender que es un milagro que podamos mantenerlo en pie, porque pudo estar cerca de una cancelación y creo que toda la empatía que hay es mayor a los que puedan estar no conformes pero eso tiene que ver con entender o no una situación como la que acabamos de vivir”, concluyó Damián.

El festival de música electrónica MUTEK no canceló su catorceava edición, sobrevivió al caos y a los escombros que aún se ven desde la ventada de Damián Romero, desde donde no se puede olvidar lo sucedido, pero se está trabajando para seguir ayudando.

 

No es una revista, es un movimiento.