104011
Sum 41 en el Pepsi Center WTC

Sum 41 en el Pepsi Center WTC

Jaime
Fernández @jaimefphoto

13/Dic/2016

Detalles

Organización

Producción

Ambiente

Lugar

Pepsi Center WTC

Artista(s)

Sum 41 vino y deshizo en su primer concierto en México.

Jóvenes y no tan jóvenes portan con orgullo las playeras de su banda favorita a las afueras del Pepsi Center WTC. El 12 de diciembre de 2016 seguramente es una fecha que jamás olvidarán, pues además de tener un contexto religioso, será la primera vez que vean a Sum 41 pisar un escenario mexicano.

Al interior la gente luce emocionada, con grandes expectativas de lo que sucederá y no es para menos. Le dan un sorbo a sus cervezas y cantan los temas que ponen de fondo los técnicos para hacer malabares y preparar todo antes de que los canadienses suban al escenario. Pareciera que canciones como “Hey Ho, Lets Go!” prenden más los ánimos de algunos que la propia banda telonera.

Luego de una breve presentación, Sputnik se retira para dar paso al acto estelar de la noche. De inmediato las porras y aplausos se hacen escuchar por parte de los fans que lucen ansiosos por ver a "Bizzy D" y compañía arriba de la tarima -se les perdona la pequeña demora que tuvieron-, pero por fin ahí están, parados frente a nosotros tomando sus respectivos lugares y con una gran actitud.

“Finalmente nos conocimos, fue nuestra culpa pero traemos nuevo disco”, son las primeras palabras con las que el frontman enciende al público además de uno que otro “Are you fucking ready?”. Nos dan la bienvenida con una tanda de éxitos que nos transportan a nuestros años de juventud, cuando la vida era más fácil y no teníamos tantas preocupaciones.

Con “The Hell Song” inicia el espectáculo y a partir de ese momento todo es descontrol y euforia al por mayor. “Over My Head (Better Off Dead)”, “Motivation” y “We're All to Blame” retumban en el Pepsi Center, mientras que con “Walking Disaster” todo mundo se organiza y empieza a formar un gran círculo al centro del recinto. El ritual está por comenzar: empujones, patadas voladoras, cerveza surcando los aires -incluso una sudadera-, hombres y mujeres bailando por igual como si no existiera un mañana.

“Parece que tenemos una familia aquí. Esta canción es para ustedes”, nos dice Deryck Whibley al interpretar “War”, sencillo que se desprende de su más reciente producción discográfica, 13 Voices. Sin duda, uno de los temas más frágiles de este material por su fuerte carga emocional, pero con una gran moraleja.

Es notable la energía que desborda cada uno de los integrantes arriba del escenario, pareciera que los años no han pasado y siguen siendo aquellos adolescentes con los cuales crecimos. La entrega hacia el público es total e incluso nos demuestran sus habilidades con la guitarra, el bajo y la batería. Riffs que nos recuerdan grandes temas como “Master of Puppets” de Metallica o el “Seven Nation Army” de los White Stripes vuelven locos a los asistentes y no se diga la versión alterna de “We Will Rock You” de Queen.

Con “Still Waiting” e “In Too Deep” la agrupación oriunda de Ontario se despide de nosotros, pero los fans aún quieren más. Entre gritos y aplausos, y al famoso canto de: “Otra, otra, otra”, es como reaparecen para continuar con el show e interpretar tres temas más. “Fatlip” le pone cierre al primer concierto de Sum 41 en México dejándonos con un gran sabor de boca, quizá con algún golpe por los arrempujones o con cerveza en la ropa porque nunca falta el astuto que decide desperdiciarla, pero valió la pena la espera.

¡Ya los queremos de vuelta!

REDACCIÓN:

Álvaro
Peña

FOTO:

Jaime
Fernández @jaimefphoto

No es una revista, es un movimiento.