83080
Spectre 007

Spectre 007

09/Nov/2015

James Bond regresa al cine con Spectre, su película número 24, y queda a deber.

Con Sam Mendes repitiendo en la dirección y con Daniel Craig como James Bond por cuarta ocasión, Spectre funciona para unir todo lo que ha sucedido en los tres filmes anteriores en una sola y complicada trama, en la que el enemigo principal siempre ha sido alguien del pasado del 007, revelándose de entre las sombras al frente de una peligrosa organización criminal.

La película número 24 del emblemático agente secreto, comienza con una increíble y bien montada secuencia de acción que fue filmada en las calles del centro de la CDMX, pero lamentablemente, conforme avanza, el ritmo se va haciendo lento con la excepción de algunas escenas en las que el espectador se mantiene al filo de su asiento.

Hay persecuciones automovilísticas y a pie, peleas en diferentes escenarios, tiroteos y enfrentamientos con diversas armas, lo último en tecnología para espías, bellas mujeres, sujetos bastante rudos y varios homenajes a la franquicia cinematográfica, sobre todo a las cintas clásicas, pero eso no es suficiente para que Spectre realmente destaque.

Más allá de las fallas que hay en la cinta, una de las cosas que tiene a su favor —y que en realidad sobresale— es el personaje interpretado con genialidad por Christoph Waltz, ya que se trata de un villano carismático e inteligente que resulta ser uno de los adversarios más difíciles con los que se ha enfrentado James Bond, y también es uno que emocionará a muchos fans de la franquicia.

No cabe duda de que el agente 007 es uno de los personajes más conocidos en la historia del cine, por lo que no es una sorpresa que su nueva entrega cinematográfica sea  esperada por muchos; sin embargo, Spectre es una cinta que al final solo resulta cumplidora, pues le pudo haber aportado más a la franquicia del espía británico.

No es una revista, es un movimiento.