Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

67649
Shlohmo - Dark Red

9

Shlohmo - Dark Red
Shlohmo - Dark Red

True Panther Sounds / Wedidit / 2015

Artista(s)

Shlohmo

08/Abr/2015

Oscuridad sonora rodeada de humo en lo nuevo de Shlohmo.

Los sonidos de Shlohmo en Dark Red tiene forma de humo. Sus propiedades, sus características, sus particularidades. En una noche sin luna una llamarada arde y se consume a sí misma. Se devora hasta extinguirse. Se revuelca sobre sí. Pero el fuego no es lo que llama nuestra atención, sino el humo. Ver cómo algo arde resulta hipnotizante, pero el humo es majestuoso. Se desplaza sin algún obstáculo, sigue el impulso del viento; de color blanquecino (según el material que le dé origen) se mueve en cámara lenta. Incluso si lo vemos regresar a su origen, al revés, cámara en reversa, volver a la materia de la que emerge resulta particularmente atractivo. Pues Shlohmo arde en su nueva entrega, una belleza de once temas que como el humo se expanden en el ambiente, abarcan cualquier espacio, se destrozan y se vuelven a formar en un tempo lento de contrastes y convulsiones. Es como ver desaparecer el humo y después verlo formarse de nuevo.

El productor angelino no ha parado desde que debutó en 2009 con su EP Shlo-Fi y ahora inclina su sonido en la balanza hacia la parte más oscura y siniestra de su espectro sonoro. No ha dejado el R&B ni el pop etéreo que le da forma a los temas. Sigue en su tempo que ya había mostrado en Laid Out o en las distintas colaboraciones como “Brain”, la pieza que le produjo a Banks. Pero esta vez su trabajo es lo mejor que le habíamos escuchado de un conjunto de distintas partes. No canciones individuales o alguna participación con alguien más, sino algo completamente suyo y que se conforme de varios temas.

La amalgama de Henry Laufer en Dark Red se compone de emoción, las canciones que provienen del fuego traen un sentimiento de culpa, lamento y agonía en múltiples capas de beats/platillos que avanzan a velocidades demenciales pero que son retenidas por bajos espesos y sintetizadores lentos con sonidos perversos como en “Fading” o la fascinante “Meet Ur Maker”. Basta con encender el combustible y dejar que cada tema se genere poco a poco hasta alcanzar un clímax que retuerce nuestros oídos con su oleada de elementos.

Siseos, una pulsación es interrumpida por sintetizadores y líneas de cuerda... vaya talento del cofundador de Wedidit, la plataforma a la que pertenecen Groundislava, Jeremiah, D33J, RL Grime, Ryan Hemsworth, Juj, Sus Boy, Purple y Nick Melons, para tornar algo oscuro en poesía violenta de sonidos torcidos. “Buried” es uno de los mejores temas del álbum. Cuando el tiempo consume poco más de tres minutos, unas baterías golpean duro mientras la pulsación continua muy debajo y los sintetizadores han mutado en agudos que tus dedos quieren imitar.

“Apathy” en colaboración con el otro demente D33J, contiene esas atmósferas oscuras que crecen y caen súbitamente en el mismo plano. El hip-hop marca la pauta durante el resto del tema. Hay unas voces que suenan a lamentos, a gritos de dolor, a gemidos insoportables. Toda la estética de este álbum, la sonora y la visual, es oscura. Y al final, con “Beams”, Shlohmo nos quiere dar una esperanza con unos chispazos y unas notas cristalinas de piano que contrastan con los vidrios rotos que habíamos escuchado a la mitad del álbum. Como si el humo nos hiciera voltear hacia arriba y alcanzaremos a vislumbrar el brillo de alguna estrella y huyéramos hacia ella. Así de dramático Dark Red, así de bueno.

No es una revista, es un movimiento.