136640
Sandro Perri — In Another Life

8

Sandro Perri
In Another Life

Constellation / 2018

Artista(s)

Sandro Perri

Tiempo y paciencia: In Another Life de Sandro Perri.

En un mundo de inmediatez en el que la velocidad parece ser el principal factor para destacar, la paciencia de Sandro Perri es un tesoro. Parecida un poco a la de John Maus hasta en su firme cruzada de explotar los instrumentos al servicio de sus ambiciones, la gentileza de Perri le ha permitido entregar apenas un par de discos en los últimos siete años. Su afán por la espera no es casualidad, pues con cada uno de ellos parece avanzar un poco más en su teoría personal, esa que afirma que la música es tan delicada como la seda.

Tan solo hace falta voltear un poco atrás para poder notarlo. Sus últimos dos discos a la distancia se sienten como una escala gradual de este experimento. Mientras Tiny Mirrors es tan divertido como sensual, Impossible Spaces es todo seriedad y sobriedad. Su nuevo disco, el espiritual In Another Life, es el siguiente paso lógico: una exploración metafísica de su música y una transferencia de paciencia al escucha que no tiene tiempo de escuchar.

El disco contrasta desde su primera lectura superficial. En papel son cuatro canciones, pero la duración en tiempo es similar a cualquier otro disco de larga duración promedio. Su secreto está en la distribución. Perri no titubea en demostrar sus armas y en la titular “In Another Life” crea un universo en el que caben todas sus manías: una precisión para acariciar (porque no se siente que la toque) la guitarra, una perfecta atención a los detalles (los sonidos tan discretos y tan necesarios bien podrían equipararse al acomodo de los encuadres de Jacques Tati y a los recuerdos musicales de Arthur Russell) y una tímida curiosidad por el uso del sintetizador. Son 24 minutos de todo aquello y apenas es la primera canción.

¿El resto? Presentaciones individuales que parecen regresarnos a la tierra luego del viaje anterior y una obra dividida en tres actos. La primera “Everybody’s Paris, Part. I” (cantada por el mismo Perri) es una demostración de inocencia y amor, una pieza guiada por gentiles notas de piano y una voz de terciopelo. Una canción que recuerda a la prosa hablada de Leonard Cohen, si Cohen hubiera optado por un camino paralelo menos derrotista.

La segunda “Everybody’s Paris, Part. II” la canta Andre Ethier de Deadly Snakes y todo se torna en un destello de luz como los que Victoria Bergsman dibujó alguna vez en “East Of Eden”, percusiones tropicales que acompañan una nostalgia omnipresente. La tercera y última tiene a Dan Bejar de DestroyerNew Pornographers con lo que mejor sabe hacer sobre una melodía que combina perfecto con la letra, una sincronía de imperfecciones lógicas y de versos que oscilan entre el romanticismo y la incoherencia.

Parece difícil de creer que un disco con tan poco pueda provocar tantas cosas. Después de ejercicios épicos como Agricultura Livre de Emilio José o Have One On Me de Joanna Newsom que exigen atención (muy bien recompensada) a través de su longitud, encontrar algo tan modesto, tan compacto y a la vez tan inmerso en su propia densidad como In Another Life es algo digno de atesorar. La percepción del tiempo se pierde y la paciencia se convierte en el mejor regalo que tenemos.

No es una revista, es un movimiento.