70265
Lluvia de sabores electroamigables con Hot Chip

8

Lluvia de sabores electroamigables con Hot Chip
Lluvia de sabores electroamigables con Hot Chip

Domino Records / 2015

Artista(s)

Hot Chip

Why Make Sense? se podría comparar a la experiencia de masticar un chicle. Un poco irónico pero explico: al principio cuando lo llevas a tu boca y lo masticas por primera vez, es una sensación inigualable. Tus papilas se deleitan con el sabor fresco de la goma y no paras de llevarlo de un lugar a otro dentro de tu boca. Una gran orgía de sabores por varios minutos. Sin duda, el climax de la acción. Posterior a ese jugueteo con el dulce, pasa algo atroz y comienza el triste desenlace de esta experiencia. El sabor se ha ido y la textura ya es uniforme. Es cansado seguir con él y no queda más que dar el paso final. Antes de darle muerte, se le da una masticada más y nos sorprende con otra pequeña dosis de sabor al agonizar.

Algo similar pasa con el sexto álbum del quinteto de Londres apadrinado una vez más por Domino Records. Empieza el disco de tal manera que nos lleva a la euforia total con varios tracks continuos, pero de un momento a otro nos bajan el switch y todo lo conseguido en melodías anteriores se esfuma; aunque eso sí, cerrando decorosamente con "Re-Harmonize". A través de 14 temas (en su versión deluxe) la banda nos deleita con una mezcolanza de estilos que parten desde el R&B, navegando un poco por el hip-hop así como en el classic house y fieles a sus sintetizadores muy de los 80s, los cuales crean esas atmósferas melancólicas pero con ese punch que es parte del sello de casa.

Hot Chip abre este disco con su primer sencillo "Huarache Lights”. Gran gancho y un excelente tema. Un track que nos atrapa con sus tan peculiares sintetizadores y una base que nos hace bailar y llenarnos de esperanzas de que el resto del álbum será una fiesta entera. Aún con “Love is the future” continúan las esperanzas de que puede ser el gran disco que todos esperábamos de los ingleses. Sobresale el feat con Posdnuos miembro de De La Soul y dando vida quizás al mejor tema de esta nueva placa.

“Cry for You” y "Started Right" aunque pasan desapercibidas nos llevan a ese climax musical y cumplen con la misión de recordarnos porqué es una de las bandas que sobresale en el reino del synthpop. Es hasta “White Wine and Fried Chicken” cuando se bajan las revoluciones y nos muestran su otra cara. Una balada que nos recuerda que la banda lleva una década cantándole a la melancolía y que por momentos nos hace recordar a los himnos que creó LCD Sound System. “Dark the Night” quizás sea la canción que tiene todo el aroma y esencia de lo que es Hot Chip.

Aunque continúan las dosis de dance pop por todas partes, desde  Why Make Sense?  ―tema que da nombre a este disco y que vale la pena poner atención al contenido lírico― hasta "Move With Me" se siente un poco plano. Un cierre un poco forzado quizás, aunque no dejan de dar cátedra de cómo se debe hacer bailar con el sintetizador. Lo que nos lleva a indagar que los cuatro tracks de la edición de lujo, son meramente para fans de la banda y que en sí, no le hacen falta al disco. Eso sí, se debe resaltar un excelso cierre explosivo con "Re-Harmonize", que por seis minutos más nos hace convencernos que el resultado final de este proyecto es digno de compartir y escuchar.

No es una revista, es un movimiento.