31565
Heavy Metal Music: La cruz del pasado enterrado de Jason Newsted

Heavy Metal Music: La cruz del pasado enterrado de Jason Newsted
Heavy Metal Music: La cruz del pasado enterrado de Jason Newsted

/

Artista(s)

28/Ago/2013

Newsted

Heavy Metal Music

Chophouse Records

2013

Por mucho tiempo, Jason Newsted cargó la pesada cruz de ser “el chico nuevo en la escuela” en Metallica; cuentan las leyendas que aquello que ahora les da por llamar bullying, se hizo presente en el camino que sorteó el bajista con la banda que lidiaba con la pérdida de su entrañable bajista original, Cliff Burton.

Pudimos ver a Jason en el video de “One”, pero poco escuchamos sus líneas de bajo en aquel  infame disco para su instrumento con la doncella justicia en la portada. “My Friend Of Misery”, del célebre álbum Negro, fue su marca creativa por mucho tiempo, aparte de sus voces de apoyo y su incesante headbanging gracias a su energía en el escenario. El final de su era fue abrupto e inesperado, ya han pasado más de 10 años de aquel adiós, pero Jason nunca se detuvo.

Cantidad de proyectos después, Jason Newsted pone su apellido como insignia de su trabajo, por primera vez tiene la responsabilidad de ser el que está al frente, siempre fiel al bajo y comandando a Mike Mushok y Jessie Farnsworth en las guitarras y Jesus Mendez en la batería.

El regreso de Jason queda coronado en “Heroic Dose”, el primer tema del  disco correctamente llamado Heavy Metal Music. Así comienza el viacrucis de riffs y la rasposa voz del ahora también vocalista. “Soldierhead” recuerda inmediatamente a Metallica, pero la línea de bajo indica la intención de Jason con este proyecto: gritarle al mundo que ha dejado de ser una sombra, aunque ciertamente nunca lo fue como muchos creen, esto queda en evidencia con “Long Time Dead”, otra declaración de este regreso a los escenarios, actualmente parte del Gigantour al lado de Megadeth, Black Label Society, Device y Hell Yeah.

“Above All” da a notar el sentimiento en la garganta de Newsted, como si cantara con un gesto de desagrado y hastío en cada frase. “Kings of the Underdogs” es una muestra más de la esencia de este disco: la banda tocando sobre la polvosa alfombra que evita que la batería se mueva en un garage donde cajas o botes de pintura y herramientas son los únicos testigos de la furia desatada, de ese ímpetu de tocar rápido y sin misericordia, escupir al suelo, patear el amplificador que no suena, pisar las colillas de cigarro y las latas de cerveza. El sonido que producirían los hijos bastardos que dejó Lemmy Kilmister después de pasar la noche con alguna groupie en su paso por Norteamérica.

Podríamos nombrar todas las influencias que marcan cada canción de este material, pero es preferible que ustedes las descubran, que se den cuenta del sonido de todas esas bandas que han forjado el espíritu creativo de Newsted. Al final Heavy Metal Music resulta ser esa pesada cruz  que tanto arrastró Jason, pero no para ser clavado a ella, sino para adornar la tumba del recuerdo de aquello que solía ser.

No es una revista, es un movimiento.