56238
¿El regreso de Aphex Twin?

¿El regreso de Aphex Twin?
¿El regreso de Aphex Twin?

Warp Records / 2014

Artista(s)

Aphex Twin

24/Sep/2014

Tras casi trece años de silencio y muchas especulaciones acerca de un nuevo disco, Richard D. James, mejor conocido como Aphex Twin, reaparece con Syro, material del que, previo a su lanzamiento, se publicaron diferentes pistas en ciudades como Londres y Nueva York.

El álbum está compuesto por trece temas en los cuales predominan las polifonías tímbricas, los sampleos de voces infantilizadas (en esta ocasión, Richard usó las voces de su esposa, hijos y de sus propios padres) así como las sincopas y ritmos rotos y deconstruidos a partir del glitch. Como siempre, el trabajo de edición es notable, ya que en varios cortes juega con baterías de cajas de ritmos alternados con glitches digitales y sonidos percutivos emulados a partir de la redirección de los samplers.

Para señalar las piezas más destacadas iniciamos con la segunda, “XMAS_EVET10 (thanaton3 mix)”, con una tarola que entra en contratiempo apoyada de un bajo sintetizado que marca notas blancas en un compás que asemeja un cuatro cuartos, pero que tramposamente es un compás compuesto, despistando al escucha y amarrando al final con la armonía de los sintetizadores.

Por su parte, el octavo track, “CIRCLONT14 (shrymoming mix)”, es un verdadero agasajo tímbrico. Inicia sonando a lo que parece un mellotrón semejante a un pedal armónico, dando paso a un arpegio polifónico en modo menor que es acompañado por percusiones y glitches sincopados muy sutiles que dan forma a un tema verdaderamente estimulante (se recomienda escucharlo con audífonos a todo volumen y con un toque de hierba "de la golden").

El noveno tema, “syro u473t8+e (piezoluminescence mix)”, se mueve entre el ambient, con muchas capas de textura mas rítmicas, rotas y glitchosas con un remate de sintetizadores a ocho beats que se contrapuntean con un arreglo de cuerdas sintéticas en staccato.

Syro es un disco de impecable producción y que sorprenderá a muchos iniciados en la música de Aphex Twin ya que se escucha bastante amable y accesible, quizá lo único que se le podría discutir es que se asemeja mucho a su trabajo anterior, Drukqs (2001), y que incluso algunos de sus más aferrados fans no dudarán en verlo como la segunda parte de un álbum hecho más de una década atrás.

Lo que si podemos asegurar es que Aphex Twin nunca se fue y que no se trata de un disco de retorno, sino de una reafirmación por parte de uno de los músicos más influyentes en la era digital, ya que a pesar de las críticas que este genere su música, ésta seguirá conservando esa ironía en las melodías infantiles que contrastan con las rítmicas rotas que siempre lo han caracterizado.

El disco fue editado nuevamente por Warp Records y busca sangrar los bolsillos de los fans con una edición de súper de lujo en vinil diseñada por The Designers Republic.

No es una revista, es un movimiento.