Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

157906
Black Marble —  Bigger Than Life

8

Black Marble
Bigger Than Life

Sacred Bone Records / 2019

Artista(s)

Black Marble

21/Nov/2019

Bigger Than Life: explorando nuevos paisajes a través de la música.

Hablar de cambios es hablar de un cúmulo infinito de posibilidades. El cambio es inevitable y nos obliga a mantenernos en evolución constante. En ocasiones, este proceso trae consigo una dosis de renovación, esencial para cualquier proyecto creativo.

Bajo estas condiciones surge el trabajo detrás de Bigger Than Life, tercera placa de estudio del proyecto neoyorquino Black Marble. Un álbum libre de pretensiones, el cual se percibe más alegre y menos sombrío al momento de compararlo con sus predecesores.

En esta ocasión, Chris Stewart toma la batuta de un navío análogo que nos dirige a través de diversos paisajes sonoros llenos de influencias electrónicas, con tintes new wave, dark wave y synth pop. La intimidad de una habitación en los suburbios de Brooklyn fue sustituida por la experiencia de trabajar en un estudio en la ciudad de Los Angeles, en el que cada sonido que conforma el álbum fue procesado de forma independiente.

Sintetizadores, cajas de ritmos y sonidos análogos nos dan la bienvenida en “Never Tell”, un tema introductorio de 4 minutos y medio, encargado de despertar el interés del escucha en el resto del álbum. Inmediatamente después llega “One Eye Open”, como el primer plato fuerte del álbum. Las secuencias y sonidos ascendentes conforman la personalidad y la esencia de este primer single.

Los primeros destellos del bajo se fusionan con los suaves rasgueos de guitarra en “Daily Driver”, mientras que “Feels” llega como otra de las apuestas fuertes del álbum, con una melodía pegadiza y ritmos alegres.

Después de estas tres piezas está “The Usual”, corte instrumental que ejecuta un cambio de ritmo en los sonidos del álbum, antes de llegar a uno de los temas más alegres y con más personalidad, “Grey Eyeliner”.

Tras poco más de 20 minutos nos refugiamos en el track que da nombre a la entrega. “Bigger Than Life” nos ofrece la oportunidad de explorar diversos paisajes sonoros en nuestras mentes a través de contagiosos sonidos análogos, mientras que los primeros instantes de “Private Show” ofrecen un deleite sonoro para los amantes del bajo, tomando por completo el protagonismo en la melodía, que es acompañada por la armonía de diversos sintetizadores.

Al escuchar “Shoulder” centramos nuestra atención a las cajas de ritmo que marcan la base sonora del tema, mientras que “Hit Show” se presenta como un segundo corte instrumental que precede el final de la entrega.

Call” es quizá el tema menos colorido del álbum, el cual funciona como un cierre que nos hace permanecer con la sensación de que se pudo haber hecho algo más, que terminara por cautivar nuestros sentidos.

No es una revista, es un movimiento.