39953
Alva Noto: Informática Sonora

Alva Noto: Informática Sonora

15/May/2012

Amplia frente y cara ligeramente arrugada, el temple digno de un robot y un tono de voz catalogable como indiferente, caracterizan a quien ha sido llamado “artista de vanguardia” o “compositor multimedia”; Carsten Nicolai actualmente es considerado como la vanguardia en la electrónica, llámese performance o entiéndase como instalación: “Mi instrumento es la computadora y mis notas son información” dice sin titubear.

“El uso que le doy a una computadora es como un instrumento en sí, no imito guitarras o teclados, sino creo sonidos completamente nuevos, de origen totalmente digital y que verdaderamente suenen como sí estrictamente hubieran salido de un ordenador”

Nacido en lo que ahora se conoce como el Estado Libre de Sajonia en Alemania, Nicolai adopta el nombre de Alva Noto al momento de subir a un escenario y ejecutar sus creaciones mirando fijamente a la pantalla. No concibe la que tiene enfrente como una herramienta para procesar sonidos pregrabados o simular otros; Alva Noto es un alpha y un omega. No hay música y no hay canciones.

“Los sonidos con los que yo trabajo no son música, creo que es más allá de eso, trabajo más que nada con ondas sinusoidales, la música es sólo una pequeña parte que los sonidos pueden hacer… La composición y ejecución de mi trabajo es algo muy privado pero que llevo al espacio publico en un recital, lo interesante es que sigue siendo privado para mi ya que al estar frente a mi instrumento, la audiencia desaparece”

Este ecléctico artista regresa tras cuatro años de su último recital en nuestro país, ahora al lado del renombrado pianista y compositor Ryuchi Sakamoto, quién además de tener entre sus reconocimientos un Oscar y dos Globos de Oro, es de los compositores más versátiles de música clásica contemporánea, mezclando su piano de cola con la computadora de Alva Noto, presentarán en México su cuarto álbum en conjunto llamado Summvs.

“Los programas que utilizo en vivo están calculados en tiempo real y a las piezas que interpretaremos se le podrán hacer diferentes variaciones, no contemplamos una regla matemática o una línea de tiempo que nos retenga: habrá espacio para la improvisación incluso en los videos” aclara Nicolai, quien también es la persona detrás de las proyecciones cinemáticas que se verán en el recital, faceta que lo ha llevado al montar instalaciones interactivas en diferentes museos como el Tate Modern, el MOMA, y el Guggenheim,

El recital de esta dupla a realizarse dentro del Festival FMX promete ser la consumación de la música clásica y la electrónica contrastando la concepción de ambas, ya que por un lado, una se maneja con notas y partituras, y la otra se manipula con sonidos y datos, esto último traducido a “informática artística” de la mano del teutón, que cada paso dado se espera dicte lo que especula será el futuro del “arte sonoro”.

“Todos los sonidos y música ya son datos, al menos toda la música grabada hoy en día se está volviendo lenguaje digital, facilitando la experimentación y el aprendizaje con distintos programas para procesar esta información. No es el futuro, está pasando en este momento” concluyó Nicolai.

No es una revista, es un movimiento.