Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

26103
Queensryche y su fiel corte

Queensryche y su fiel corte

Diego
Figueroa @halofive

08/Jun/2013

Detalles

Con “Queen of the Reich”, a las 10:15, llegaba por fin la cereza del pastel, con la que también se celebraba el décimo aniversario del José Cuervo Salón.

La versión Todd La Torre, de la legendaria Queensrÿche, hizo parada en México para promover su álbum homónimo, cuyo lanzamiento será el 25 de junio, y también para dejar en claro que la vida del grupo sigue pese a la demanda interpuesta por el exvocalista Geoff Tate, con la que está permitido a ambas partes usar el nombre, al menos hasta el fallo definitivo previsto para fin de 2013.

Si bien la cantidad de asistentes no alcanzó para llenar el recinto (no había más de mil personas), la calidad de la interpretación de La Torre, quien despertaba curiosidad entre los fans, y compañía, hizo del show una agradable sorpresa, aún cuando fue realmente corto.

La banda no sólo interpretó clásicos como "Speak", "Walk in the shadows", "Roads to Madness" o "Prophecy", sino también temas de su producción ya en camino, como "Redemption" y "Fallout". La Torre no quedó mal con los fieles; tanto su rango como los efectos súper calculados para su voz, hicieron lucir favoritas como “Eyes of a stranger” o “The Whisper”, haciendo siempre corear al público, soltando algunas palabras en español y mostrándose amable. Incluso tomó algunas fotos desde el escenario al tiempo que decía “¡Qué público tan increíble!”.

El anuncio del fin del espectáculo llegó demasiado pronto; a las 11:15 suscitaron el encore  en el que sonó "Take all of the flame" y la esperadísima y sexosa "Jet City Woman"Sin grandes artilugios (nada de humitos ni confetis) para encender a la gente, Queensrÿche hizo una declaración: el metal progresivo no puede ir en declive… no en Estados Unidos al menos.

En este sentido es que nos preguntamos:¿el género está en declive en nuestro país? ¿son cada vez menos los fans o faltó publicidad al concierto? ¿de verdad no había una banda de metal o metal progresivo mexicana que pudiera abrir el espectáculo?

Me atrevo a decir que el prietito en el arroz fue el acto telonero, POC, quien tuvo suerte de que el público de bandas como Queensrÿche sea, digamos… amable. El evento comenzó 40 minutos tarde, lo cual, en México, podría considerarse normal, pero si a ello sumamos el set de casi una hora, once canciones para ser exactos, de una chica tipo Belinda cantando un pop adornado con guitarras eléctricas, no podríamos decir más que aquello se trató de una broma o, siendo benévolos, ausencia de conocimiento de los organizadores.

Algunos lo consideramos incluso una falta de respeto para un público tan dedicado a la música de calidad como el del metal progresivo, sobre todo porque el audio nunca fue bueno, lo que hizo que algunos aprovecharan para charlar, ir al baño y salir a fumar. Entre los desatinos de POC estuvo preguntar "¿les gusta el rock?", por lo que algunos se atrevieron a pedirle moderadamente que ya se fuera y a rechiflar cortésmente mientras trataba de hacer corear a todos el cliché "Rock n’ roll baby". Pese a humitos y confetis, no logró más de dos o tres aplausos.

Por cierto, ¿alguien notó el DJ set de los integrantes Molotov? Yo no.

{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}

REDACCIÓN:


Adrianísima

FOTO:

Diego
Figueroa @halofive

No es una revista, es un movimiento.