Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

11249
Rod Stewart: Leyenda y Anfitrión

Rod Stewart: Leyenda y Anfitrión

Cortesía
OCESA

20/Ago/2012

Detalles
{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}

Desde su silueta con puntiagudos cabellos hasta su característica sonrisa capaz de derretir glaciares, Rod Stewart es icono en porte y atuendo. Su magnificente y virtuosa voz, más el impecable ensamble de músicos y coristas que componen su banda, es explicación suficiente por el que la sola promesa de una presentación en vivo de este cantante abarrota teatros y arenas asegurando una inolvidable velada musical que oscilará entre el pop, el folk, y el clásico rock and roll que le dio su status y fama.

Presentándose por tercera vez en el escario del Auditorio Nacional, Rod arriba frente a un público que más allá de curiosos, una enorme base de seguidores sitiaron el lugar, cantando a todo pulmón los temas que durante más de cuatro décadas de carrera, le valieron un sin fin de reconocimientos y distinciones. Rod interpretó un repertorio orientado a su carrera de los ochentas en adelante: "Downtown Train", "Some Guys Have All The Luck", "Forever Young", y obviamente "Young Turks"; además de esto, en medio del show hubo un bello set acústico que incluyó "First Cut Is The Deepest" y "I Don´t Wanna Talk About It", que sin perder el tiempo, las pantallas del Auditorio Nacional, se encargaron de encuadrar las decenas de personas lagrimeando.

De su primera época como solista, conocida como su época de Mercury Records, y por ende los temas más clásicos de este cantante de 67 años, sólo aparecieron "Maggie May", y "Sweet Little Rock n Roller", canciones que indudablemente son su lado más orientado al folk irlandés y al rock n roll, y que aunque cada vez es menor la presencia de esta época en su set, Rod regala de la voz de sus coristas una versión R&B del clásico tema "Proud Mary " de Creedance Clearwater Revival para recordar que él es contemporáneo de estos músicos, siendo vocalista para bandas del más puro y crudo rock como The Jeff Beck Group y la grandiosa banda The Faces. Se agradece que aun salga de gira para aquellos que apenas íbamos naciendo cuando él ya llenaba estadios.

Cambios de atuendos, mujeres saxofonistas, solos de batería y unas coristas de angelicales voces y prominentes curvas, aúnan el legendario e infalible carisma del cantante, quién aún baila, brinca y entona imposibles notas vocales que por un momento, parecería representan a una generación no de cantantes, sino de valores y tradiciones. Antes de cantar hace bromas como si fuera el anfitrión de una fiesta en la que se nos presenta no sólo a sus músicos, sino son proyectadas imágenes de sus hijos y nietos, cada uno con una pequeña introducción de su edad y ocupación, todos ataviados con su playera del Celtics F. C., equipo de origen escocés que Rod apoya fervientemente al grado de componerles uno de sus mas grandes éxitos, y que no pudo faltar en la presentación: “Rythm of My Heart”, todo esto bañado en un familiar y cálido ambiente de camaradería.

Siendo una gira enfocada en sus éxitos más obvios y obligados, "Hot Legs", "Sailing, Tonight´s The Night", y "Do Ya Think I´m Sexy" no podían faltar, y que pese a ser canciones que la radio y televisión se han encargado de sobrexponer a toda costa, siguen sonando frescas y precisas de la voz del ídolo, modelo a seguir, e icono de la música que es Rod Stewart.

REDACCIÓN:


Editorial

FOTO:

Cortesía
OCESA

No es una revista, es un movimiento.