Favoritos

Haz click en la banderilla para guardar artículos en tus favoritos, ingresa con tu cuenta de Facebook o Twitter y accede a esta funcionalidad.

39024
Doble dosis de romanticismo

Doble dosis de romanticismo

Pablo
Navarrete @pabnavarrete

07/Dic/2013

Detalles

El viernes 6 de diciembre, Los Románticos de Zacatecas llegaron al Lunario del Auditorio Nacional para deleitar a sus seguidores con lo mejor de su repertorio en una doble presentación que primero, en la tarde, contó con un concierto para los fans de todas las edades y posteriormente, en la noche, tuvo otro exclusivo para mayores de edad.

La joven banda ha crecido mucho durante los últimos años y con el paso del tiempo se ha convertido en una de esas propuestas a las que vale mucho la pena seguir de cerca, ya que han demostrado que tienen lo necesario para conseguir muchas cosas importantes.

Horas después de un primer show en el que les fue muy bien, Los Románticos regresaron al escenario del Lunario para poner a cantar, saltar y bailar a todos los asistentes con su “música locochona”, pero antes, Little Jesus se encargó de abrir el concierto y la verdad es que lo hizo muy bien, dejando al público emocionado gracias a temas como “Azul”.

Con su presentación, Little Jesus probó que son una agrupación a la cual también hay que seguir, pues han estado haciendo mucho ruido últimamente y su primer disco ya se perfila como uno de los mejores de este año, a pesar de que salió hace poco.

Un poco antes de las 22:00 horas, Los Románticos de Zacatecas comenzaron -o mejor dicho siguieron- la fiesta con “Nuestro Amor”, “Es por Ti”, “Si Tú Estás lejos”, “Lo Mismo que Yo”, “Corazón”, “Volver a Quererte”, “En Esta Melodía”, “Uniforme de Gala”, “Cíclope” y “Muchacha”, además de otras canciones.

Ya que se trataba de una noche especial, Los Románticos contaron con varios invitados, entre los cuales sobresalieron Julio Muñoz, del grupo No Somos Marineros, y Tito Fuentes y Paco Ayala, de Molotov.

La banda se lució, lo dio todo y dejó satisfechos a quienes acudieron a ver su presentación. Fue un concierto en el que hubo un poco de todo: emoción, felicidad, lágrimas, romance, emotividad, buena vibra, risas y mucha música.

Manzanas, Guicho, Gerber y Toño se veían muy felices por estar ahí, haciendo lo que más les gusta frente a muchos amigos, familiares y fans, quienes siempre los han apoyado. Los dos conciertos del Lunario representan un paso muy importante en la carrera de Los Románticos de Zacatecas, una banda que pasa por un gran momento y que se merece puras cosas buenas debido a que se la ha pasado trabajando.

En resumen, Los Románticos de Zacatecas dieron uno de los mejores conciertos de su carrera.

{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}

REDACCIÓN:


Editorial

FOTO:

Pablo
Navarrete @pabnavarrete

No es una revista, es un movimiento.