65142
La historia de Alan Turing llega al cine

La historia de Alan Turing llega al cine

26/Feb/2015

Durante la Segunda Guerra Mundial, el brillante matemático Alan Turing fue reclutado como parte de un equipo que tenía el objetivo de descifrar el código de la máquina Engima, que era utilizada por los nazis para encriptar sus mensajes.

El británico cumplió su misión con éxito, fue una parte muy importante en la victoria sobre Alemania y de paso creó una máquina avanzada gracias a la cual muchos lo consideran como uno de los padres de la computación.

The Imitation Game no se centra únicamente en las aportaciones científicas de Turing y en el importante papel que él tuvo en la derrota de Hitler y sus aliados, ya que también explora parte de su vida y muestra cómo era su extraña personalidad, además de que se aborda la forma en la que se comportaba para ocultar su homosexualidad debido a que en esa época ser homosexual era un crimen que se castigaba.

La historia se basa en The Enigma, biografía de Alan Turing que fue escrita por Andrew Hodges. Se trata de un thriller inteligente y lleno de intrigas que muestra cómo se vive una guerra fuera del campo de batalla donde una sola decisión puede salvar miles de vidas o puede tener serias repercusiones.

Esta película fue una de las mejores del 2014 y estuvo presente en las entregas más importantes de premios a lo mejor del cine, incluyendo la edición número 87 del Oscar, en la que ganó en la categoría de mejor guión adaptado.

Benedict Cumberbatch hace un excelente trabajo como Alan Turing, logra convertirse en el científico y su actuación nos ayuda a conocerlo y entenderlo mejor. Hacía falta que se contara la historia de este personaje de la vida real, ya que el destino final que tuvo no fue bueno y pasó mucho tiempo para que se le hiciera justicia a pesar de los descubrimientos y de las cosas importantes que hizo.

The Imitation Game funciona bien como una cinta histórica, al igual que como una biográfica e incluso una de espías, el resultado fue muy interesante y realmente vale la pena verla en cines.

No es una revista, es un movimiento.