16285
EL COLORIDO Y LA ESCATOLOGÍA DE GANG BANG BONG

EL COLORIDO Y LA ESCATOLOGÍA DE GANG BANG BONG

22/Nov/2012

El sábado 17 de noviembre asistí al Zine Amigos, una reunión de fanzineros, dibujantes y chachareros en general, efectuada en una casita abandonada que hace las veces de galería cerca del Metro San Pedro de Los Pinos. Entre cervezas, rock and roll y tacos de guisado, los asistentes pudieron acercarse a lo mejor del barrio en materia de edición independiente. De la fotocopia al pop up, del libro objeto al fanzine objeto (como la cámara-zine que vendía Chacho Bustamante), el muestrario era variado y con más de una buena opción para comprar.

En mi caso, compré el tercer volumen del Gang Bang Bong, un libro de comics. Se trata de una antología anual editada por Inés Estrada y Ginette Lapalme, cuyo propósito es acercar al lector al mundo del cómic. La línea consiste en unir tanto a los profesionales como a los artistas plásticos interesados en esta forma de arte. El resultado es un libro de historias lleno de humor, vaginas abismales, sátira y golpes.

Entre sus páginas, podemos encontrar la viñeta “Livin’ a Cunt Lyf” de Maren Karlson, que narra la vida escolar de una muchacha gorda y fea que es golpeada por su mal aspecto. También, una alucinante historia de superhéroes titulada “The Crying Cat”, a cargo de Jack Teagle. Mou dibuja una metáfora del orgasmo en el sexo lésbico. Apolo Cacho aporta un cuento de ciencia ficción y John Bonachon una receta para preparar una sopa volcánica. El libro contiene una parte en blanco para que usted pueda dibujar su propio debraye, dos pósters y una bolsita con divertidos tatuajes de agua para lucir rudo en el barrio.

Gang Bang Bong es un libro descarado y único, una compra que vale la pena, un libro nutritivo para chicos y grandes.

 

No es una revista, es un movimiento.