43584
Las bestias que cautivaron al Plaza: Wild Beasts

Las bestias que cautivaron al Plaza: Wild Beasts

Cortesía
OCESA

09/Mar/2014

Detalles

Tuvieron que pasar casi tres años desde su presentación en el Corona Capital para que pudiéramos disfrutar en solitario de una de las bandas más interesantes del Reino Unido: Wild Beasts. La espera tuvo su recompensa, pues esta banda originaria de Kent, Inglaterra, se apoderó del escenario del Plaza de una manera en la que pocos han logrado.

Minutos después de las 8 de la noche, Hayden Thorpe, Tom Fleming, Ben Little y Chris Talbot aparecieron ante un público ansioso para comenzar con “Reach a Bit Further”, con la cual no se hicieron esperar los gritos de emoción. Las cuatro primeras canciones pasaron una tras otra, sin pausas ni interacción alguna por parte de la banda, lo cual no impidió que los que ahí estábamos disfrutáramos de la música.  Sin embargo no fue hasta que los primeros acordes de “The Devil’s Crayon” se escucharon para que todo el Plaza estallara en euforia y alegría para que Hayden, al término de ésta, agradeciera a todos los presentes y declarara que llevaban bastante tiempo esperando tocar de nuevo en México.

A partir de este momento y hasta el final del concierto, el cual duró aproximadamente una hora y cuarto, la vibra y alegría que el quinteto emanaba era tal, que era inevitable no bailar con cada una de las canciones que siguieron.

Como siempre pasa, las palabras en español no se hicieron esperar. Desde el “cómo estás” hasta el “te amou”, pero si algo aprendieron los Wild Beasts fue a decir “salud”; con copa de vino tinto en mano, Hayden pidió a todos levantar su vaso y brindar por la noche tan especial que estábamos viviendo.

El setlist que estos ingleses presentaron estuvo compuesto mayoritariamente por canciones de su más reciente producción Present Tense, y probablemente el hecho de que apenas hayamos tenido unas cuantas semanas para escucharlo, hizo que las canciones de sus álbumes pasados tuvieran mucho mejor recepción por parte del público; “This is Our Lot”, “Hooting & Howling” y “Bed of Nails”, fueron de las más coreadas y esperadas por todos, contenidas en Two Dancers (2009) y Smother (2011), respectivamente.

En algún momento de la noche, un bulto voló del público hacia el escenario. Hayden lo recogió para descubrir una bandera mexicana que tenía grabado “Wild Beasts”, por lo que el cantante no dudó en ponerla alrededor de su cuello y agradecer una vez más por estar ahí.

El fin de la velada llegó con un par de canciones que hacen una clara crítica a la sociedad actual: “Wanderlust” y “All the Kings Men”; lamentablemente, la gran ausente de la noche fue “We Still Got the Taste Dancing in our Tongues”. A pesar de esto, Wild Beasts dio un espectáculo que dejo cumplió con las expectativas de los fans, quienes ya merecían ver y escuchar a esta agrupación en un escenario mucho más íntimo y siendo ellos la estrella de la noche.

{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}{{descripcion}}

REDACCIÓN:


Editorial

FOTO:

Cortesía
OCESA

No es una revista, es un movimiento.